EL MUNDO › UN GRUPO ANARQUISTA SE ADJUDICO EL ATENTADO EN EL SUBTE DE LA CAPITAL CHILENA

Tres presos por el bombazo en Santiago

Las capturas se aceleraron después de que se obtuviera información sobre la posibilidad de nuevos ataques con explosivos ayer, cuando Chile celebra su fecha patria, en el Tedéum de la Catedral Metropolitana o durante un desfile militar.

La policía de Chile detuvo a tres personas presuntamente involucradas en los atentados explosivos ocurridos en el subte de Santiago. La presidenta Michelle Bachelet juzgó las capturas como un paso muy importante para esclarecer los hechos, que se atribuyó a través de un comunicado un desconocido grupo denominado Conspiración de las Células de Fuego. Los detenidos son dos hombres y una mujer a los que se los señala como responsables de los ataques del 12 de julio y del 8 de septiembre en la red de subtes capitalina, que dejaron 14 heridos, algunos de gravedad.

Las detenciones se dieron en un operativo que encabezó el fiscal regional sur, Raúl Guzmán, y del que participaron unos 200 agentes de Carabineros. Hubo allanamientos en seis viviendas ubicadas en los municipios de La Granja, San Bernardo y La Pintana. Fue esta última propiedad en la que se dieron las detenciones de los tres jóvenes, en principio anarquistas, uno de los cuales sería el autor material de los atentados en las estaciones Los Dominicos y Escuela Militar, además del registrado en las cercanías de la Primera Comisaría de Carabineros el 11 de agosto pasado.

Después de estar en una comisaría, Guillermo Durán, Natalia Casanova y Juan Flores –acusado éste como autor material del atentado de la estación Escuela Militar– fueron llevados al Centro de Justicia, donde se notificarían de los delitos que se les imputa. La policía asegura haber encontrado en las viviendas que allanó pólvora y artículos para la fabricación de bombas, además de herramientas, ropa y utensilios con restos de explosivo.

“Se trata de un célula bastante compacta y hermética”, indicó Guzmán. “La fiscalía ha puesto todos sus recursos bajo las directrices de fiscales especializados”, agregó el fiscal, quien enfatizó que la investigación es compleja, según publicó el diario La Tercera. En tanto, el director de Carabineros, Gustavo González, declaró que la detención no es producto del azar, sino del trabajo multidisciplinario y del cruzamiento de datos. “Estamos en una etapa de investigación un poco más formalizada y cuando se tengan todos los elementos será la segunda parte”, aseguró.

Las capturas se aceleraron después de que el cuerpo de Carabineros lograra obtener información sobre la posibilidad de nuevos ataques ayer, cuando Chile celebra su fecha patria. Según medios locales, había posibilidades de atentados durante el Tedéum en la Catedral Metropolitana, y hoy, en La Elipse del Parque O’Higgins, durante un desfile militar.

El pasado 9 de septiembre, el gobierno de Bachelet, a través de la Subsecretaría de Interior, interpuso una querella por el delito de terrorismo contra quienes resultaran responsables del ataque con bomba que dejó 14 heridos en una red comercial aledaña a la estación Escuela Militar del metro de Santiago.

Mientras, y sin que se sepa aún si existe relación con las detenciones, un grupo denominado Conspiración de las Células del Fuego se atribuyó la autoría de las explosiones mediante un comunicado publicado en el sitio web Contrainfo (ver aparte), en el que advierte que el hecho ocurrió porque la policía no atendió un aviso telefónico para que el lugar fuera desalojado.

La presidenta Bachelet, por su parte, evaluó que se dio un paso importante con la detención de los tres presuntos involucrados en los atentados. “Este hecho representa un paso muy importante, porque nos muestra que un trabajo coordinado, profesional y permanente es el camino para aclarar los hechos y castigar con todo el peso de la ley a quienes resulten responsables”, recalcó la mandataria. Asimismo destacó los mensajes entregados en el Tedéum, en los que las distintas iglesias pidieron por el porvenir, la unidad y la paz en Chile. “Esta oración resulta especialmente significativa a pocos días de que explotara una bomba”, subrayó.

Por su parte, el ministro de Justicia señaló que hay que “ser prudentes” frente al tema. Respecto de la posibilidad de que se extienda la detención de los tres presuntos responsables, Gómez descartó que ello afectara sus derechos y explicó que se fundamenta en mantener un proceso investigativo, aunque esa materia le corresponde a la fiscalía, de acuerdo con el diario La Nación, de Chile.

Desde el inicio de este tipo de ataque de explosivos, las autoridades tienen registrados 209 incidentes, aunque el que dejó 14 heridos es considerado el peor desde que Chile recuperó la democracia, en 1990. El ministro del Interior, Rodrigo Peñailillo, reunió ayer a su equipo de seguridad en el Palacio de La Moneda, y después adelantó que se seguirá trabajando con la misma “coordinación y energía” para que los grupos que atentaron estén en manos de la Justicia.

“Debemos seguir trabajando en esta materia de tal manera que tengamos todos los resultados posibles y sepamos exactamente todas las personas que todos estos años han estado detrás de estos lamentables hechos”, enfatizó Peñailillo. Tras los actos terroristas, algunas embajadas, como las de Estados Unidos y Gran Bretaña, recomendaron a sus ciudadanos que estén por visitar Chile que tomaran precauciones.

Por la serie de atentados –hubo otros dos en Viña del Mar dos días después de la bomba en el subte de Santiago–, el Ejecutivo le propuso al Congreso una serie de modificaciones a la ley antiterrorista y la ley de inteligencia nacional.

Compartir: 

Twitter
 

Policías chilenos escoltan a Guillermo Durán Méndez, uno de los tres detenidos por el atentado en el subte.
Imagen: AFP
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.