EL MUNDO › REANUDAN LOS VUELOS COMERCIALES ENTRE LOS DOS PAISES

De EE.UU. a Cuba sin escalas

El acuerdo permitirá continuar con las operaciones de compañías charter existentes y establecer servicios aéreos regulares.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pidió una vez más al Congreso que levante el bloqueo a Cuba. A un año del deshielo de las relaciones entre ambos países, el mandatario norteamericano argumentó que el embargo representa el legado de una política fallida, y el Departamento de Estado, por su parte, anunció que se llegó a un acuerdo diplomático para restablecer los vuelos comerciales con la isla.

Obama reiteró que la normalización completa de las relaciones será “un largo viaje”. Y sostuvo además que gracias al giro en la política hacia La Habana, Washington está en una posición más fuerte para relacionarse con los pueblos y gobiernos de todo el continente. “Seguimos teniendo diferencias con el gobierno cubano, pero las planteamos directamente, y siempre defenderemos los derechos humanos y los valores universales que apoyamos en todo el mundo”, subrayó el presidente.

En ese mismo sentido, Obama aclaró hace tres días que si va de visita a Cuba, “parte del trato es que voy a poder hablar con todo el mundo”, en alusión a la disidencia, porque, aclaró, “no estoy interesado en validar el statu quo” en la isla. Ante esa posible visita, Josefina Vidal, la principal negociadora cubana con Estados Unidos, respondió que Obama va a ser bienvenido, pero recordó que Cuba siempre ha dicho que no va a negociar cuestiones inherentes al ordenamiento interno del país a cambio de una normalización de relaciones con Washington.

Por otra parte, el Departamento de Estado precisó ayer en un comunicado que el acuerdo sobre vuelos comerciales se logró el miércoles en Washington, tras negociaciones lideradas por el subsecretario de Estado adjunto para Asuntos de Transporte, Thomas Engle, por la parte estadounidense, y el embajador Yuri Gala López por la cubana. El acuerdo permitirá continuar con las operaciones de compañías charter ya existentes y “establecer servicios aéreos regulares”, lo que “facilitará un aumento de los viajes autorizados” de estadounidenses a la isla y promoverá “los vínculos pueblo a pueblo entre los dos países”, según la nota oficial.

No obstante, el Departamento de Estado recordó que “la ley estadounidense sigue prohibiendo los viajes a Cuba para actividades turísticas”.

Pasarán varios meses hasta que las aerolíneas estadounidenses puedan empezar a vender billetes para volar a Cuba y el restablecimiento del servicio postal directo, acordado hace una semana y que comenzará a través de un plan piloto de transporte de correo y paquetería, tampoco será puesto en marcha de inmediato.

En cuanto al embargo, aunque Obama tomó medidas para flexibilizar los viajes y algunas transacciones comerciales, su levantamiento completo depende del Congreso, controlado en parte por los republicanos, que se oponen mayoritariamente a la eliminación del bloqueo. En opinión de Jeffrey De Laurentis, encargado de negocios de la embajada de Estados Unidos en La Habana, “se podría hacer más por la parte cubana para aprovechar las nuevas aperturas” anunciadas en el último año, algo que, además, contribuiría a allanar el camino para una visita de Obama a la isla en 2016.

Mientras, los miembros del Congreso norteamericano que, como los senadores Patrick Leahy (demócrata) y Jeff Flake (republicano), apoyan el acercamiento de Cuba, creen que el presidente puede tomar más medidas ejecutivas para seguir ampliando los viajes y el intercambio económico con la isla. La mayoría de los aspirantes presidenciales republicanos se oponen a la política de Obama hacia Cuba y ayer volvieron a hacerse escuchar. El ex gobernador de Florida, Jeb Bush, afirmó en Twitter que hace un año Obama capituló ante Raúl Castro y que Cuba “permanece déspota y corrupta”. En tanto, para el senador Marco Rubio, de origen cubano, la debilidad del líder demócrata en las negociaciones con Castro hizo que Estados Unidos “nunca haya estado más cerca de los tiranos” que gobiernan la isla o “más alejado de la población cubana que trabaja incansablemente para construir un futuro libre y democrático”.

Compartir: 

Twitter
 

Jóvenes cubanos con remeras con los colores de EE.UU.
 
EL MUNDO
 indice
  • WASHINGTON Y LA HABANA AVANZAN CON DIFICULTADES EN LA NORMALIZACION DE LA RELACION
    Un año de deshielo pero con mucho frío
    Por Gustavo Veiga
  • EN SU CONFERENCIA ANUAL, PUTIN ADVIRTIO QUE LAS MEDIDAS DE AJUSTE SEGUIRAN POR LA CAIDA DE INGRESOS
    Temor en Rusia por la evolución de la economía
    Por Agustín Fontenla
  • APOYO DE LA IZQUIERDA Y UN FALLO FAVORABLE PARA DILMA EN BRASIL
    El Planalto respira aliviado
    Por Darío Pignotti
  • CUMBRE MIGRATORIA DE LA UNION EUROPEA
    Más músculo fronterizo
    Por Leo Cendrowicz

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.