EL PAIS › TRAS EL RECLAMO DE ARGENTINA EN LA ONU, EL CANCILLER TIMERMAN Y SU PAR DE IRAN SE REUNIRAN MAÑANA

Cara a cara para dialogar sobre el memorándum

Las autoridades iraníes solicitaron el encuentro para tratar el acuerdo sobre la causa AMIA. Timerman adelantó que buscará saber si el Memorándum de Entendimiento fue aprobado o no y ponerles fecha a los pasos previstos en el convenio.

 Por Fernando Cibeira

Desde Nueva York

El reclamo de Cristina Kirchner surtió efecto. El canciller Héctor Timerman y su par de Irán, Javad Zarif, se reunirán mañana a la mañana en algún lugar no precisado de la sede de las Naciones Unidas para conversar sobre el Memorándum de Entendimiento que firmaron ambos países a principios de año, con el objetivo de esclarecer el atentado a la AMIA. Timerman adelantó que planteará conocer cuál es el estado actual del acuerdo, si está aprobado o no, y ponerles fecha cierta a los pasos allí determinados. Un poco antes de esa novedad, aunque el canciller lo ratificó también después, el gobierno argentino le había pedido formalmente al Departamento de Estado de los Estados Unidos que la causa AMIA se incluya en el diálogo que las potencias iniciarán con Irán.

La secuencia sucedió en tiempo real. Timerman convocó a primera hora de la tarde a una rueda de prensa en la representación diplomática argentina en las Naciones Unidas, principalmente para informar de este pedido a los Estados Unidos, cuya argumentación había adelantado el miércoles en sus declaraciones a la prensa. “Nosotros queremos que la causa AMIA, así como fue un tema importante durante muchos años para estos países –especialmente para Estados Unidos–, ahora que comienzan ellos un diálogo, que la AMIA forme parte, porque también es un tema del terrorismo internacional”, retomó la explicación ayer Timerman, al precisar que se habían utilizado las vías formales de la diplomacia para hacerle llegar la solicitud al Departamento de Estado que encabeza John Kerry, quien ayer justamente se encontró con el canciller de Irán.

Hecho el anuncio, Timerman salió de la representación argentina porque tenía que participar de un encuentro multilateral sobre el tratado de armas convencionales. La oficina de la embajadora en la ONU, Marita Perceval, en el piso 25º del edificio One U.N. Plaza, posee una magnífica vista sobre el East River neoyorquino, incluyendo la reacondicionada Roosevelt Island y el puente Queensboro. En eso estaban los enviados especiales cuando reapareció Timerman en la habitación explicando que tenía una novedad que informar.

“Hace unos minutos hemos recibido una llamada de las autoridades de la República Islámica de Irán solicitando tener una reunión en el marco de las Naciones Unidas entre los dos cancilleres para tratar el tema del memorándum”, anunció. Respecto del temario del encuentro de mañana, agregó: “Vamos a plantear en esta instancia el cumplimiento de los temas que la Presidenta enunció en su discurso del martes: conocer el estado actual del memorándum de acuerdo con la legislación iraní. Si fue aprobado por el Congreso o no. Si fue aprobado, entonces establecer la fecha de conformación de la comisión y al mismo tiempo el viaje de las autoridades judiciales (en referencia al juez Rodolfo Canicoba Corral y el fiscal Alberto Nisman) a Teherán. Y si no fue aprobado, cuándo se aprobará”. Aclaró que participaría de la reunión “abierto al diálogo”, pero que, por su parte, serían ésos los temas a discutir.

El canciller aseguró que un anuncio no invalidaba el otro. Es decir, que pese a la reunión que mantendrá mañana con su par iraní, permanecía vigente el pedido formal a los Estados Unidos para que la causa AMIA forme parte de la agenda de negociaciones que el Grupo de los Seis –además de EE.UU., son Francia, Alemania, Reino Unido, China y Rusia– iniciarán con el gobierno del reformista Hassan Rohani para llegar a un acuerdo respecto de su programa nuclear. “El de la AMIA es un tema que ha sido tomado por las autoridades de Estados Unidos en su totalidad, la parte ejecutiva, la parte legislativa. Siempre han tenido un interés en este tema”, insistió Timerman.

La piedra había sido lanzada el martes por Cristina Kirchner ante la Asamblea General, cuando reclamó una respuesta al nuevo presidente de Irán, quien un rato antes había proclamado que se ponía al frente del gobierno dispuesto a hacer cambios. CFK propuso que utilizara el caso AMIA “si realmente quiere demostrarle al mundo que hay un gobierno y acciones diferentes”. También advirtió “que no se confunda nuestra paciencia con ingenuidad o estupidez”. Pasadas 48 horas, llegó la respuesta, razonable si se tiene en cuenta la importancia de las negociaciones que viene desarrollando aquí la nueva administración iraní.

Una cuestión aparte será la respuesta que obtendrá el gobierno argentino del encuentro. Hasta donde se sabe, el Congreso de Irán nunca trató el Memorándum de Entendimiento y el ex presidente Mahmud Ahmadinejad resolvió aprobarlo por decreto, en mayo pasado. Luego de eso no hubo más informaciones. El candidato de Ahmadinejad perdió las elecciones presidenciales y, desde que asumió, su sucesor Rohani no ha expresado su parecer respecto del acuerdo. En el discurso que pronunció el martes en la Asamblea General, la causa AMIA no fue mencionada.

El Memorándum de Entendimiento fue suscripto por Timerman y el entonces canciller iraní, Ali Akbar Salehi, el 27 de enero pasado en Adis Abeba, Etiopía. Consta de nueve puntos. El primero –que debería ser el próximo paso si mañana el canciller Zarif considera que el acuerdo ya está aprobado por su país– es la conformación de una Comisión de la Verdad, compuesta por cinco juristas de prestigio internacional (dos a elección de cada nación y un quinto de común acuerdo) que se dedicarán a estudiar las evidencias del caso y a emitir un informe a las autoridades argentinas e iraníes, con su recomendación acerca de cómo actuar.

Según sostuvo ayer Timerman, al mismo tiempo pedirán que se le ponga fecha al viaje a Teherán del juez Canicoba Corral y el fiscal Nisman para interrogar a los ciudadanos de Irán con pedido de captura. En la interpretación del gobierno argentino, las dos cosas deben realizarse en forma paralela. El punto 5 del acuerdo, titulado Audiencias, sostiene que “la Comisión y las autoridades judiciales argentinas e iraníes se encontrarán en Teherán para proceder a interrogar a aquellas personas respecto de las cuales Interpol ha emitido una notificación roja”, sin dar precisiones acerca del momento.

Compartir: 

Twitter
 

Timerman informó que el Gobierno le pidió formalmente a los EE.UU. que la causa AMIA se incluya en el diálogo con Irán.
Imagen: Télam
SUBNOTAS
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.