EL PAíS › POR PRIMERA VEZ SE VOTA SIN LEY DE LEMAS Y CON SEGUNDO MANDATO

Novedad tucumana: la reelección

José Alperovich va a tener un buen domingo, con una intención de voto muy pero muy alta y ambiciones de dominar la Legislatura provincial. El bussismo, apenas un fantasma. Las sorpresas que puede darle la oposición y las que no podrá darle.

 Por Eduardo Tagliaferro

Desde Tucumán

“Es la primera vez que habrá reelección” y ésa es la principal novedad que tiene la elección, confía un importante hombre de la política tucumana. Junto con la derogación de la ley de lemas, la reelección se consagró con la reforma constitucional en junio del 2006. La rapidez de reflejos del gobernador José Alperovich le permitió escapar al efecto Rovira. Tanto los hombres del oficialismo como los de la oposición especulan con que el candidato del Frente para la Victoria puede cosechar entre el 65 y el 70 por ciento de los votos.

“No creo que ninguno de los partidos de la oposición llegue al 10 por ciento de los votos”, confía a este diario un conocedor de la política en la provincia. Para fundamentar su opinión recuerda que “doce partidos compiten por un 25 por ciento del electorado, en el mejor de los casos”. El mosaico de fuerzas políticas merece radiografiarse.

- El bussismo. El hombre fuerte de la dictadura en Tucumán, el represor Domingo Antonio Bussi, se consolidó en 1995. El general que supo señorear sobre la vida y la muerte de los tucumanos en los años de plomo, tuvo su estrella en 1995. Heredó el colapso que le siguió al gobierno de Ramón “Palito” Ortega y a la crisis nacional del radicalismo, que en Tucumán se adelantó a su tiempo. En el 2003, antes de ser detenido por violaciones a los derechos humanos, Bussi se había impuesto como candidato a intendente de San Miguel. Su detención, la interna entre sus hijos Ricardo Argentino, senador nacional, y Luis, actual candidato a legislador provincial, el crecimiento de Alperovich en el escenario político y la fuga de importantes cuadros, convierten a Fuerza Republicana en una sombra.

- Coalición Cívica por la Resistencia. Su candidato es Esteban Jerez, un ex fiscal anticorrupción muy conocido por importantes denuncias. Su discurso pone el acento en los temas institucionales, como el combate a la corrupción y el fortalecimiento de los organismos de control. Con un perfil de centroderecha, cuenta con la excentricidad de tener una de las pocas dirigentes que todavía reivindica a Domingo Cavallo. La candidata Liliana Signorelli de Aráoz se presenta como dirigente de Acción por la República. También cosecha adeptos entre el radicalismo más conservador.

u Partido Laborista. Puede convertirse en la sorpresa de la elección. Los principales analistas señalan que la figura de Renzo Cirigliaro, candidato a gobernador y a legislador, viene creciendo en las encuestas. Ligado a un discurso que podría encuadrarse en los términos históricos del peronismo, podría ser electo como legislador provincial.

- Calma radicales. El radicalismo lleva como candidato a un ex rector de la Universidad Nacional, Mario Marigliano. Casi todos lo ubican lejos del tercer lugar. El apoyo de referentes nacionales y la reciente visita de Roberto Lavagna no lograron hacerlo subir.

- Otros y otras. El ARI va aliado con la Democracia Cristiana. El candidato a gobernador es José Páez, un dirigente muy vinculado a los organismos de derechos humanos. “No lo veo a Páez cercano a Ricardo López Murphy”, dice un dirigente tucumano al hablar de las alianzas nacionales que podrían reunir a Elisa Carrió con el Bulldog. Pero esa es otra historia y se escribirá dentro de pocos días, cuando venza el término para la inscripción de los frentes electorales y las alianzas. El espacio de Recrear y del PRO, tiene también pocas chances. Su cara más visible es el ex bussista y ex senador nacional Pablo Walter.

- Concertación Plural y radicales K. En Tucumán a los radicales K les llaman radicales A, por Alperovich. Aunque el Frente para la Victoria y el Partido de la Victoria cosechan varios ex radicales y Alperovich fue legislador de la UCR, no son muchos los radicales de la Concertación. Acoplados, se destacan dos intendentes radicales, el de Concepción, Osvaldo Morelli, y el de Aguilares, Agustín “Tim” Fernández. El oficialismo aspira hoy a cosechar más legisladores.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.