EL PAíS

Brasileños y argentinos, por una calle de dos manos más equilibrada

El acuerdo para el comercio automotor entre ambos países garantizará un desarrollo más equilibrado de la industria, aseguran las autoridades argentinas.

 Por Claudio Zlotnik

Después de seis meses de arduas negociaciones, la Argentina y Brasil rubricaron ayer un acuerdo para el comercio de autos que tendrá vigencia por dos años, y que según el presidente Néstor Kirchner permitirá “consolidar definitivamente la industria automotriz” local. Según los negociadores argentinos, el convenio servirá para darle mayor equilibrio a la relación entre ambos países, ya que le impone límites a la avanzada industrial brasileña.

Para la Argentina, el pacto tiene un alto valor simbólico, además de económico: refuerza la convicción de que el Mercosur está revirtiendo la dinámica de hace unos años, cuando las multinacionales en general y las automotrices, en particular, preferían sentar sus bases en el país vecino en detrimento de la Argentina. El acuerdo tiene también como ganadoras a las empresas autopartistas locales, que durante los años ’90 habían quedado totalmente desplazadas.

Ayer se selló que, en el rubro automotor, cada país podrá importar un máximo de 195 dólares por cada 100 que exporte. Como en la actualidad Brasil le vende a la Argentina autos en una relación mayor a la acordada -coloca 210 dólares por cada 100 que le ingresa desde la Argentina–, las empresas locales tendrán que aumentar sus exportaciones, o bien Brasil frenar las suyas para cumplir con lo firmado. Si algunos de los países incumple el tope, tendrá que pagar una penalidad. Para las autopartes, el castigo será de un arancel de entre 10,5 y 12 por ciento según las piezas. Para los vehículos, la penalidad será del 24,5 por ciento (70 por ciento del arancel externo común del 35 por ciento).

Para el especialista Maximiliano Scarlan, de la consultora Abeceb, Brasil no excedería este año el límite debido a que, desde la salida de la crisis, la Argentina viene recuperándose como fabricante de autos y piezas. Hace un par de semanas, Peugeot anunció la fabricación de una variante del modelo 306. Mientras tanto, Daimler-Chrysler lanzaría nuevos modelos desde su planta argentina durante 2007 y lo mismo harían Ford y General Motors. Aparentemente, Fiat es la única terminal sin planes y su planta cordobesa no fabrica autos desde 2002. La multinacional italiana se especializó en la elaboración de motores y equipos de transmisión.

En este contexto, los empresarios que ayer asistieron a la Casa Rosada coincidieron en que la firma del acuerdo les garantiza un marco de negocios para los próximos años. Entre los funcionarios también había satisfacción. “El automotor es un sector clave para generar más crecimiento, mayor valor agregado a la producción y para dar un impacto importante en la generación de empleo”, señaló Felisa Miceli. En efecto, en comparación con la época de la convertibilidad, las empresas autopartistas generaron puestos: contra 43.000 que existían en 1998, antes de que empezara la recesión, se estima que ahora emplean a unas diez mil personas más. Esta mejora se dio a pesar del déficit comercial que todavía hay en este rubro con Brasil, y que fue de 500 millones de dólares el año pasado. Buena parte de este rojo, no obstante, fue generado por las terminales, que cada vez producen más. En estas fábricas trabajan unas 15.000 personas.

El año pasado, dos de cada tres autos que se vendieron en la Argentina fueron fabricados en Brasil. Contra apenas 64.000 vehículos que salieron desde Argentina hacia el vecino. Para el analista Scarlan, esta ecuación mejorará. El experto calculó que las ventas argentinas saltarán este año a 90.000. Y que pronto llegarán a un ritmo anual de 100.000 unidades. Como contrapartida, los brasileños colocarían cada vez menos vehículos en la Argentina: no más de 200.000 por año. Un dato favorable para Kirchner es que mientras la Argentina vende en Brasil autos a un precio promedio de 14.000 dólares, ellos venden modelos más baratos: de 10.000 dólares.

Compartir: 

Twitter
 

El sector podrá exportar hasta 1,95 dólar libre de aranceles por cada dólar.
SUBNOTAS
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.