SOCIEDAD › ALEGATO DE LA FISCALIA POR EL TRIPLE CRIMEN DE GENERAL RODRIGUEZ

Pedido de cuatro perpetuas

En un extenso alegato en Mercedes, los fiscales Bidone y Falabella solicitaron prisión perpetua para los cuatro acusados, los hermanos Cristian y Martín Lanatta y Víctor y Marcelo Schillaci. El martes será el turno para el alegato de la querella.

Los acusados durante el juicio en Mercedes, ante el Tribunal Oral 2.
Imagen: Télam.

La fiscal de Mercedes Marcela Falabella pidió ayer perpetua para los cuatro imputados por el triple crimen de General Rodríguez, en el que fueron asesinados en 2008 los empresarios Sebastián Forza, Damián Ferrón y Leopoldo Bina. El pedido contra los dos pares de hermanos, Schillaci (Víctor y Marcelo) y Lanatta (Cristian y Martín), lo realizó al finalizar su alegato que se extendió por algo más de seis horas ante el Tribunal Oral en lo Criminal 2 de esa ciudad.

Falabella afirmó que el triple crimen fue “premeditado” por los cuatro acusados y un integrante de la Bonaerense de General Rodríguez. La fiscal, junto con su colega Juan Bidone, comenzaron a exponer al mediodía ante el Tribunal Oral en lo Criminal 2 de Mercedes, con dos horas de atraso.

“Este es un crimen motivado en la sociedad de hecho que conformaron las tres víctimas para dedicarse al tráfico de sustancias químicas, entre ellas la efedrina”, comenzó la fiscal ante una sala con pocos familiares de los tres hombres asesinados y de los imputados.

La fiscal sostuvo que “fue un crimen premeditado por Martín Lanatta, Cristian Lanatta, Víctor Schillaci y Marcelo Schillaci, Ibar Esteban Pérez Corradi y alguien de una fuerza de seguridad de General Rodríguez, quienes planificaron todos los detalles”.

Durante la exposición, se exhibieron las pruebas a través de videos, fotografías y diferentes formatos digitales para una mejor comprensión de los jueces. Bidone inició su parte del alegato explicando cómo se realizaba el tráfico ilegal de efedrina y mencionó el laboratorio clandestino que se encontró en Ingeniero Maschwitz.

El fiscal Bidone, por su parte, ubicó los lugares donde los acusados se habrían reunido con las víctimas para capturarlas y finalmente matarlas. Para su presentación utilizó el programa Google Earth. Según el fiscal, “se ha probado que, el 7 de agosto de 2008, Sebastián Forza concurrió con Leopoldo Bina y Damián Ferrón al hipermercado Walmart (de la localidad bonaerense de Sarandí) para una reunión acordada con Martín Lanatta”, el principal imputado. Bidone señaló que, “según los estudios forenses, las víctimas permanecieron tres horas atadas con precintos, de acuerdo con las marcas que se hallaron en sus muñecas, y luego fueron asesinadas en General Rodríguez”.

Completado el alegato de la fiscalía, el tribunal –integrado por los jueces Fernando Bustos Berrondo, Graciela Larroque y Marco Barski– dispuso un cuarto intermedio hasta el martes a las 9, cuando expondrán los abogados de las familias de las víctimas y los defensores de los acusados. La familia de Bina está representada por Alejandro Sánchez Kalbermatten; el abogado Miguel Angel Pierri representa a la familia de Ferrón. “Vamos a acusar a los cuatro imputados de ser coautores del crimen, aunque los más comprometidos son Martín Lanatta y Víctor Schillaci. Este hecho no se podía haber cometido sin la presencia de todos”, anticipó Sánchez Kalbermatten. Según el abogado, el móvil del triple crimen fue también triple: “El tráfico de efedrina, la compraventa de medicamentos truchos y las deudas que mantenía Forza con el supuesto autor intelectual de los crímenes, Pérez Corradi”, actualmente prófugo.

Todos los imputados están acusados de ser coautores de “privación ilegal de la libertad agravada por su comisión mediante violencia y amenazas, en concurso real con homicidio agravado por su comisión con ensañamiento, alevosía y con el concurso premeditado de más de dos personas”.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.