SOCIEDAD › SEGUNDO DIA EN EL SAN MARTIN POR EL AUMENTO DEL BOLETO DE SUBTE

Una audiencia entre críticas

Los sindicalistas criticaron duramente al macrismo por querer llevar el boleto de 2,50 a 3,50 pesos y exigieron que “se abran los libros” del servicio. El pedido de estatización y el misterio de las cuentas de Metrovías.

Roberto Pianelli, titular de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro, anunció ayer que desde la entidad impugnarán la audiencia pública que comenzó el viernes para debatir el aumento de las tarifas de los subterráneos, que el gobierno porteño pretende llevar de 2,50 a 3,50 pesos. Pianelli volvió a criticar a la gestión macrista al afirmar que “si bien para ellos la audiencia es sólo un trámite, porque no es vinculante, de todas maneras podrían escuchar las opiniones en contra para corregir algunas cosas”. Por su parte, el delegado de la línea B del subte, Claudio Dellecarbonara, recalcó que “no se puede” aumentar la tarifa “sin previamente abrir los libros” de contabilidad de la empresa Metrovías. Dellecarbonara se manifestó a favor de que el servicio “sea estatizado, con control de trabajadores y usuarios”.

“Hay que ver en qué se invirtió el dinero”, manifestó el delegado de la línea B, luego de exponer su punto de vista ante la Audiencia Pública que se realiza en el Centro Cultural San Martín y que ayer se reanudó luego de un cuarto intermedio. Dellecarbonara sostuvo que “no se puede hablar de tarifa sin previamente ver libros de contabilidad de la empresa Metrovías, porque no se sabe dónde está el dinero que recibió por subsidios y otros negocios, como publicidad y alquileres de locales”.

El dirigente gremial recalcó que “el subte no puede seguir privatizado, debe ser estatizado bajo control de trabajadores y usuarios para saber en qué se invierte”. Agregó que ese es el debate que deben darse los gobiernos nacional y porteño “que no quieren ir más allá de los dardos que se tiran para mantener el negocio de la empresa”.

Por otra parte, recordó que la Audiencia Pública “no es vinculante con la decisión del gobierno porteño sobre el aumento de la tarifa”, dado que “el incremento es una facultad que tiene el Gobierno de la Ciudad”. Dellecarbonara señaló que en la ley de traspaso del servicio del subte de la Nación a la Ciudad, votada por la Legislatura porteña a fin de año, “la mayoría de los bloques votó que la audiencia por la tarifa no es vinculante con la decisión del Poder Ejecutivo”.

La Audiencia Pública, en la que el gobierno porteño recibió críticas y cuestionamientos de la oposición por el incremento tarifario, se reanudó ayer. El encuentro había pasado a cuarto intermedio el viernes, luego de escuchar a poco más del 20 por ciento de los más de 200 oradores anotados. En la primera jornada de la audiencia, el presidente de Subterráneos de Buenos Aires, Juan Pablo Piccardo, justificó el incremento de la tarifa vigente, de 2,50 pesos, en el aumento de precios de otros insumos y anunció la estatización de los servicios “publicitarios y colaterales” del subte.

Pianelli, que también expuso en la audiencia, dijo que se sentía “burlado” por la forma en que el tema es manejado por el jefe de Gobierno, Mauricio Macri. También criticó al presidente de Metrovías porque el viernes “estuvo apenas una hora” en el debate y ayer “sólo se quedó veinte minutos”. Cuestionó del mismo modo “las intervenciones ridículas que hicieron algunos vecinos para tratar de justificar el aumento”. Dijo que esas posturas “sólo pueden explicarse si les pagaron para hacerlo”.

Aníbal Ibarra, legislador del Frente Progresista y Popular, comentó que “si uno mira el expediente (que justifica el incremento de la tarifa), la única explicación es la pauta inflacionaria, y no creo que nos sorprendan con otra cosa. Además, hay que destacar que el aumento acumulado de casi 200 por ciento no coincide con ninguna medición de la evolución de los precios”. En el mismo sentido opinó Alejandro Bodart, del MST en Proyecto Sur, quien advirtió: “Lo que ellos ven como un trámite formal, va a despertar mucha bronca en la gente”.

Sobre las justificaciones que puede llegar a dar el gobierno porteño, recalcó que “lo que digan va a ser mentira, porque no hay auditoría. Es ridículo aumentar y realizar luego la auditoría, porque no se sabe cuál es la ganancia de la empresa”. Representantes de varias organizaciones de consumidores expresaron su “total rechazo” al aumento.

Compartir: 

Twitter
 

La audiencia pública arrancó el viernes y es maratónica, aunque no es vinculante para el gobierno porteño.
Imagen: Rafael Yohai
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared