DEPORTES › PREPARACIóN ESPECIAL PARA EL DEBUT EN LA LIBERTADORES

River se para ante la ocasión

Un cóctel que incluye citrato de sildenafil, el componente del Viagra, será administrado a los futbolistas para ayudarlos a superar los efectos de los 3700 metros de Oruro, además de tener oxígeno disponible durante el encuentro.

La preocupación de River por los efectos de la altura es tal que un cóctel con cafeína, aspirina y sildenafil, fármaco componente del Viagra, será suministrado por los futbolistas para combatir esos efectos de la altura en su visita de esta noche a Oruro, para afrontar su debut en el Grupo 6 de la Copa Libertadores ante el San José. El médico que atiende al plantel, Pedro Hansing, confirmó que para contrarrestar los efectos de los 3700 metros sobre el nivel del mar a los futbolistas “se les da cafeína, aspirina y Viagra (citrato de sildenafil)”.

“Es el esquema que se está usando actualmente para tener pocos problemas de adaptación de altura. Antes, se usaban diuréticos. Ahora, éste es el esquema clásico”, detalló Hansing. Venimos planificando el partido desde hace quince, veinte días”. El plan fue “fortalecer los parámetros lógicos por el lugar en el que vamos a jugar, por las variables de la composición del aire”, continuó el facultativo. “Les aportamos ácido fólico. Acá (en Oruro) hidrataremos a los jugadores y trataremos de complementar con oxígeno a aquellos que tengan problemas con la altura durante el partido”, explicó. River, que no juega la Libertadores desde 2009, sumó una escala previa en Santa Cruz de la Sierra, ubicada a 800 metros sobre el nivel del mar y recién llegará hoy a Oruro.

El entrenador de River, Marcelo Gallardo, optó por restarle importancia a la obligación de jugar en la altura para evitar “generar un trauma” en sus jugadores.

“Tratamos de no pensar demasiado en el tema, aunque sí tomando las precauciones normales. Fui dos veces a jugar a La Paz. La primera la viví más o menos y la segunda fue mala. Son situaciones muy complejas y no es nada normal. Mi segunda experiencia fue un tanto traumática, pero no quiero hablar para no generar un trauma”, dijo el técnico.

“No hay que hablar demasiado y los que no la conocen, que tomen la experiencia con naturalidad y cuenten sus efectos. Tampoco ahondar mucho con el tema, que de por sí lo que se habla y comenta hacen que uno lo tome en cuenta”, señaló Gallardo, que reconoció no haber hablado mucho con el plantel sobre las exigencias de la altura en Bolivia, pero que tomaron “precauciones normales”.

El técnico prometió que sus jugadores harán “un gran esfuerzo” ante San José y que deberán estar “atentos” para los días posteriores: “El domingo jugamos contra Quilmes (por el Torneo de Primera) casi sin mucho descanso. Por eso algunos jugadores se quedaron, para equilibrar un poco los esfuerzos”. En ese sentido, Gallardo dispuso que Teófilo Gutiérrez, los volantes Matías Kranevitter y Ariel Rojas y los defensores Ramiro Funes Mori y Leonel Vangioni se quedaran en Buenos Aires.

Compartir: 

Twitter
 

Gallardo no quiere provocar un trauma entre sus jugadores a causa de la altura.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.