ECONOMíA › EL PRESIDENTE DE ESTADOS UNIDOS ASEGURA QUE “EMPEZAMOS A VER SEñALES DE PROGRESO”

Al menos, no se perdió el optimismo

Subido a la ola positiva por el último plan de limpieza de activos tóxicos bancarios, Obama mostró su sonrisa para volver a reclamar colaboración. Los mercados, por las dudas, ya se cobraron las ganancias del día anterior.

Un día después de lanzar un billonario plan para comprar los activos basura que convierte al gobierno de Estados Unidos en el hedge fund más grande del mundo, el presidente Barack Obama aseguró que “empezamos a ver señales de progreso”. De todas formas, pidió paciencia, advirtió que superar la crisis llevará mucho tiempo y pidió la colaboración de todos. En Wall Street persistía cierto optimismo, pero los principales indicadores bursátiles retrocedieron por la toma de ganancias luego del fuerte impulso del lunes. El Dow Jones retrocedió 1,49 por ciento y el Nasdaq 2,40 por ciento.

El cuestionado secretario del Tesoro, Timothy Geithner, y el titular de la Reserva Federal, Ben Bernanke, aprovecharon la ola de optimismo para pedirle al Congreso más poder para tomar decisiones sobre las entidades financieras en problemas. El mismo presidente afirmó ayer que espera poder convencer al Congreso para que los autorice a cerrar firmas financieras al borde de la quiebra. “Sin esa autorización, se termina en la situación en la que nos encontramos, con una institución que presenta un riesgo sistémico para el sistema, pero en la incapacidad de cerrarla para renegociar los contratos”, afirmó el mandatario. Ayer por la noche, Obama dio una conferencia de prensa donde se mostró confiado y optimista sobre la resolución de la crisis (ver página 26).

Por su parte, la dupla Geithner-Bernanke empezó a publicitar la intención de llevar adelante alguna reforma integral del sistema regulatorio de su país. Bernanke remarcó la necesidad de establecer “normas reguladoras claras que se apliquen a las empresas financieras”. Geithner afirmó que “AIG pone de manifiesto las fallas de nuestro sistema financiero”. Al comenzar su testimonio ante la Comisión de Finanzas del Congreso, el funcionario mencionó que están buscando la forma de recuperar las millonarias bonificaciones que entregó la aseguradora. El lunes, algunos empleados de la división de productos financieros de la empresa, acusados por Bernanke como los responsables de la debacle en la compañía, devolverán una parte de los 230 millones de dólares que se repartieron. Por su parte, Bernanke alegó que, aunque difícil, la ayuda a AIG era necesaria, porque el colapso de la firma habría repercutido negativamente en todo el sistema financiero de los Estados Unidos.

En las plazas bursátiles de Europa predominaron los altibajos, con una caída de 1,05 por ciento en Londres y un avance del 0,26 por ciento en Frankfurt. Por su parte, Tokio ganó 3,32 por ciento y Hong Kong avanzó 3,44 por ciento, como un rebote de las fuertes alzas del lunes en Nueva York. En la región hubo mayoría de números rojos: en San Pablo, el Bovespa perdió 2,27 por ciento y la Bolsa mexicana cayó 0,51 por ciento. La Bolsa porteña no operó por el feriado.

Por su parte, el Premio Nobel de Economía 2008, Paul Krugman, advirtió que la economía estadounidense no se estabilizará antes de fin de año y afirmó que el gobierno podría verse forzado a nacionalizar grandes bancos en la medida en que la crisis financiera se vaya intensificando (ver reportaje exclusivo en página 13).

Compartir: 

Twitter
 

La plaza bursátil eligió la cautela. En Wall Street, por toma de ganancias, bajaron los principales índices.
Imagen: AFP
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.