ECONOMíA › “EL OBJETIVO ES FOMENTAR ESQUEMAS MáS DEMOCRáTICOS”

El Plan busca su propio horizonte

 Por Sebastián Premici

“Está claramente definido cuál es el sujeto agrario comprendido en el Plan Estratégico Agroalimentario y Agroindustrial. Es el productor nacional. Nuestro objetivo no será romper la estructura de producción del país sino poner límites y fomentar esquemas de producción más democráticos y asociativos”, señaló a Página/12 el subsecretario de Agricultura Familiar, Guillermo Martini. El funcionario, que también es el responsable político de la Corriente Agraria Nacional y Popular (Canpo), participó ayer de una jornada de trabajo del PEA-Canpo, cuyo objetivo fue ahondar en los instrumentos necesarios para la concreción de las metas del plan. “No es honesto políticamente pedir que hoy tengamos todos los instrumentos para implementar en los próximos diez años”, agregó Martini, en respuesta a quienes cuestionaron la falta de precisiones sobre el proyecto.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner presentó las conclusiones del PEA hace diez días, durante un acto en Tecnópolis. Fue la conclusión de un proceso que dio paso a otro más relevante, es decir la discusión específica de cada uno de los instrumentos que se necesitarán para potenciar los 24 sectores productivos. En el encuentro de ayer hubo más de 500 personas, entre académicos, representante de cooperativas, agricultores familiares, quienes dieron su visión de la llamada “nueva ruralidad”.

La dinámica de trabajo duró nueve horas. Los que participaron del encuentro se dividieron en diferentes mesas temáticas, donde se discutía en grupo sobre cadenas de valor, sistemas de comercialización, fortalezas y debilidades del modelo agropecuario, etc. Durante las conclusiones pudieron escucharse varios puntos de contacto: las oportunidades que ofrece la integración regional para potenciar al sector agropecuario, la creación de valor agregado en origen y la diversificación de las exportaciones. Un capítulo aparte fueron las menciones hacia el asociativismo.

El PEA prevé incrementar las cooperativas agropecuarias de las actuales 1032 a 2000 y un aumento de los grupos asociativos significativo, de 2040 a 4300 en todo el país. Frente a un objetivo loable, la pregunta sigue siendo la misma: ¿de qué manera se potenciará a las cooperativas?

Según Martini, esto se logrará con una línea de financiamiento específica, que en una primera etapa tendrá 200 millones de pesos, otorgados por el Banco Nación, a tasa subsidiada. Para las cooperativas que no sean sujeto de crédito, también se creará un Fondo de Garantía específico.

La tasa de formación de las cooperativas es de 100 por año. Desde 2003 a la fecha se crearon 600 entidades de este tipo. Para el funcionario, la idea de fomentar a este sector no sólo parte del Gobierno, sino de las propias organizaciones. “Muchas nos están pidiendo algún tipo de institucionalización dentro del ministerio, algo que probablemente llevemos adelante”, indicó a este diario Martini. Es decir que se podría crear un departamento o subsecretaría destinada a potenciar las cooperativas agropecuarias.

A medida que avancen las discusiones y las distintas cadenas productivas definan sus propios objetivos e instrumentos, el Gobierno podría enviar al Congreso proyectos de ley específicos. “Cuando se dice que queremos transformar el PEA en ley, no es que vamos a fijar por una normativa la producción de 160 millones de toneladas de granos, sino que apuntaremos a la institucionalización de herramientas concretas”, sostuvo Martini.

[email protected]

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • El Plan busca su propio horizonte
    Por Sebastián Premici
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.