EL MUNDO › “TIROS DE GRACIA” A TRES POLICIAS Y UN MILITAR EN LA SELVA DE CAQUETA

Las FARC mataron a cuatro secuestrados

Las ejecuciones se hicieron tras combates con el ejército, que realizaba una operación de búsqueda. Condena de Santos.

Elkin Hernández Rivas, uno de los rehenes ejecutados.
Imagen: EFE.

Cuatro militares rehenes de la guerrilla FARC fueron ejecutados por sus captores en el departamento de Caquetá, al sur de Colombia, tras combates con el ejército que realizaba una operación de búsqueda. La información fue confirmada ayer por el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón. Si bien las FARC aún no emitieron ningún comunicado, la agrupación de familiares de rehenes de las FARC, Asfamipaz, criticó el operativo militar y calificó de inhumana la actitud del gobierno y la guerrilla.

En cambio, el gobierno colombiano fue muy crítico. “Esta mañana fueron encontrados los cuerpos. Fueron asesinados con tiros de gracia cuatro secuestrados miembros de la fuerza pública”, dijo Pinzón en una rueda de prensa en la que no dio las identidades de los uniformados. Poco después, el presidente Juan Manuel Santos condenó el hecho. “Es un crimen atroz que merece la condena de todos los colombianos y de la comunidad internacional”, dijo. “Los únicos responsables de esta acción vil, de este crimen de lesa humanidad son las FARC”, enfatizó el mandatario. El Ministerio de Defensa informó luego que los fallecidos son tres policías y un militar, este último el sargento del ejército José Libio Martínez, quien con casi 14 años de cautiverio era el rehén más antiguo de Colombia. Los cuatro fueron secuestrados entre 1997 y 1999.

“Me imagino que van a querer decir que fue la fuerza pública es la responsable de esos hechos. Se requiere simplemente sentido común para ubicar toda la responsabilidad en quienes los secuestraron y hoy apretaron el gatillo”, aseveró Santos. “Decirle a las FARC que lo único que esto hace es inyectarle a nuestra fuerza pública más determinación para seguir combatiéndolos con todo lo que está a nuestro alcance”, dijo el presidente.

El ministro de Defensa indicó que los cuerpos fueron hallados con disparos en la cabeza y en la espalda, luego de un combate entre la guerrilla y los militares en los que un soldado resultó herido y una guerrillera fue detenida. Pinzón explicó que en la zona de Solano se desarrollaban operaciones militares desde hace 45 días en búsqueda de una estructura de las FARC y que, de acuerdo con informaciones que se tenían previamente, se decía que existía la posibilidad de que esa columna de las FARC tuviera a secuestrados de la fuerza pública.

Marleny Orjuela, quien dirige la agrupación de familiares de rehenes de las FARC, Asfamipaz, cargó duramente contra el operativo del gobierno, al que calificó de rescate a sangre y fuego.

“Los familiares no son tenidos en cuenta. Cada día el dolor es más grande. Mataron las esperanzas de nuestras familias”, dijo Orjuela, al recordar que su organización siempre se opuso al rescate a sangre y fuego.

En junio de 2007, once concejales que eran rehenes de las FARC también fueron muertos tras un confuso incidente en el que según la guerrilla se intentó un operativo militar de rescate.

Las fuerzas militares rechazaron esa versión y dijeron que los guerrilleros se habían confundido al ver acercarse a otra columna de las FARC. El 11 de noviembre pasado fue encontrado el cuerpo del sargento Francisco Franco, también rehén de las FARC, muerto tiempo antes.

En junio de 2010, cuatro militares y policías que estaban secuestrados por las FARC fueron rescatados en un exitoso operativo militar. En 2008, las fuerzas armadas también lograron el rescate de la política Ingrid Betancourt, tres estadounidenses y once militares y policías, en una operación incruenta. Las FARC han liberado unilateralmente desde 2007 a 20 de sus rehenes. Uno de ellos, el ex congresista Luis Eladio Pérez, dijo ayer estar muy triste. “Esa no es la suerte que se merecen las personas que padecieron el flagelo del secuestro”, dijo.

“Es un acto de cobardía absoluta de las FARC. También hay que mirar la responsabilidad política del gobierno y de las fuerzas armadas, porque no todas las operaciones militares terminan en rescate”, dijo.

En tanto, el gobernador del departamento de Meta (centro), Alan Jara, otro de los rehenes liberados por las FARC, hizo un llamado a pensar en una negociación para liberar con vida a los secuestrados de la guerrilla.

Las FARC mantienen secuestrados a por lo menos 14 policías y militares, que plantean canjear por sus guerrilleros presos. Algunos de ellos llevan más de 10 años en cautiverio. Las FARC son la guerrilla más antigua de América latina, con 47 años de lucha armada, y cuentan en la actualidad con entre 8000 y 9000 combatientes, según cifras del ministro de la Defensa.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice
  • EN EL EMBLEMATICO ESPACIO PUBLICO FRENTE A LA SEDE DEL GOBIERNO EGIPCIO SE DECIDE EL FUTURO DE UN PAIS QUE QUIERE DEMOCRACIA
    Una plaza sin jefes, órdenes, capitanes ni jerarquías
    Por Eduardo Febbro
  • DURA RESOLUCION DE LA LIGA ARABE
    Sanciones para Siria
  • ESCENARIO
    Caminos
    Por Santiago O’Donnell
  • “TIROS DE GRACIA” A TRES POLICIAS Y UN MILITAR EN LA SELVA DE CAQUETA
    Las FARC mataron a cuatro secuestrados

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.