EL MUNDO › EL CONGRESO PERUANO NO LO DEJARIA IR A CARACAS

Humala pide permiso

 Por Carlos Noriega

Desde Lima

El presidente Ollanta Humala fue el anfitrión de la reunión de la Unasur que se realizó ayer en Lima para analizar las elecciones en Venezuela y que sirvió como escala a los presidentes de la región que viajaron a Caracas para estar hoy en la toma de mando de Nicolás Maduro, pero, paradójicamente, el mandatario peruano podría ser el único de estos presidentes en no ir a Venezuela para estar presente en la juramentación del sucesor de Hugo Chávez. Humala podría quedarse sin viajar a Caracas si el Congreso le niega el permiso, como ha amenazado la oposición de derecha.

Al cierre de esta edición, al tiempo que los presidentes sudamericanos se reunían en Palacio de Gobierno, el Congreso debatía la solicitud del presidente Humala para que se le autorice viajar a la toma de mando de Maduro. La derecha, con los partidos del encarcelado ex dictador Alberto Fujimori y del ex presidente Alan García, y el conservador Partido Popular Cristiano en primera fila, se oponen férreamente al viaje de Humala. La derecha se ha lanzado al cuello de Humala atacándolo con dureza por haber reconocido la victoria de Maduro y por su decisión de viajar a Caracas. La derecha denuncia, amparándose en las declaraciones de Capriles, que hubo un fraude electoral en Venezuela y acusa al presidente peruano de “avalar ese fraude” si concreta su viaje a Caracas. En sus presentaciones durante el debate en el Congreso para aprobar el viaje de Humala, los parlamentarios de la derecha peruana parecían repetir el discurso de la oposición venezolana para atacar a Maduro, al chavismo, hablar de fraude y criticar al gobierno de Humala por reconocer el triunfo chavista y justificar su voto en contra del viaje de Humala.

Las cosas se complicaron para Humala cuando a la oposición de la derecha más conservadora se sumaron el partido del ex presidente Alejandro Toledo y otros grupos de centroderecha, aliados de Humala pero que hicieron causa común con la oposición para oponerse a un posible viaje del presidente a Venezuela, lo que deja al oficialismo en una difícil situación en el Congreso. Cuando fue presidente, entre 2001 y 2006, Toledo tuvo varios choques con Hugo Chávez. Parecía que Humala, que no tiene mayoría propia en el Parlamento unicameral, perdía, sin sus aliados toledistas, la mayoría para aprobar su viaje a Venezuela. Ante esa circunstancia, durante el día de ayer el gobierno evaluó reconsiderar el viaje del presidente y no pedir permiso al Congreso para no arriesgarse a una derrota. Pero durante el día se conoció que la bancada del ex presidente Toledo, o al menos un sector de ella, estaba reconsiderando su decisión de negarle a Humala el permiso de viajar a Venezuela, y el gobierno decidió arriesgarse a pedir el permiso para el viaje del presidente. Ahora depende del voto de la bancada de Toledo. El oficialismo defendió el viaje de Humala argumentando que no había pruebas de fraude en Venezuela, que el Perú debe mantener buenas relaciones con ese país y que el presidente es quien dirige la política exterior.

Pocos temas en estos dos años han desatado críticas tan duras de la oposición contra el gobierno. Esos ataques al presidente peruano han tenido un amplio apoyo mediático. La prensa peruana, en su amplia mayoría, se ha colocado sin reparos al lado de Capriles y la oposición venezolana. La ofensiva contra Humala por este tema comenzó cuando Maduro reveló el lunes que el presidente peruano lo había llamado para felicitarlo por el triunfo. La revelación encendió un coro de voces estridentes, con amplio eco mediático, acusando a Humala de “cómplice de un fraude electoral”.

El canciller Rafael Roncagliolo respondió, explicando la razón del llamado de Humala a Maduro felicitándolo por su victoria electoral, diciendo que “estamos en una relación formal entre países civilizados, el Perú no puede regir sus relaciones internacionales en función de simpatías o antipatías ideológicas”. Pero sus palabras cayeron en el vacío.

Conocida la reunión de la Unasur en Lima, las críticas de la derecha también apuntaron contra el organismo sudamericano, al que acusaron de “tener una posición proclive al chavismo”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.