EL PAíS › CRUCES CON ITALIA A PARTIR DE UNA FRASE DE BERLUSCONI SOBRE LOS VUELOS DE LA MUERTE

Un chiste negro de Il Cavaliere

La Cancillería le pidió explicaciones al embajador italiano, quien aseguró que las frases estaban “tergiversadas y alteradas”. Dirigentes de derechos humanos repudiaron los dichos del presidente del Consejo de Ministros de Italia.

La trivialización de los “vuelos de la muerte” por parte del presidente del Consejo de Ministros de Italia, Silvio Berlusconi, generó ayer un amplio repudio por parte de organismos y personalidades vinculados con los derechos humanos. “Lamentable”, sostuvo el CELS. “Siniestro”, dijo Hebe de Bonafini. “Coherente con su pensamiento”, apuntó Estela de Carlotto. “Es el abanderado de las peores ideas”, recordó Victoria Donda. Al mediodía la Cancillería le manifestó la “preocupación y malestar” del gobierno nacional al embajador italiano, Stefano Ronca, quien prometió verificar los dichos de Berlusconi. Horas después, lejos de disculparse, el gobierno italiano sugirió en un comunicado que “las frases fueron completamente tergiversadas y alteradas” y manifestó su “indignación” por lo que consideró “un ataque calumnioso y absolutamente injustificado”.

El sábado, el diario L’Unitá informó que durante un acto de campaña en Cerdeña, el empresario y primer ministro había mencionado en tono de broma el método de adormecer y arrojar personas vivas al mar que la Armada Argentina utilizó para deshacerse de los secuestrados de la ESMA. “Eran bellas jornadas, los hacían descender de los aviones”, fue la única frase que transcribió el periodista Marco Bucciantini. Ayer, el video del acto comenzó a circular en la web. Mientras se burla de la izquierda italiana, Berlusconi sugiere que lo comparan con Hitler, con Mussolini y agrega: “Dicen que soy como aquel dictador argentino que eliminaba a sus opositores llevándolos en avión con una pelota, después abrían la escotilla y les decían: ‘Hay un lindo día afuera, ¿por qué no van a jugar un poco?’”. Los seguidores de Forza Italia se ríen y el magnate de la TV les explica: “Hace reír, pero es dramático”.

Ayer, Cancillería citó al embajador italiano, Stefano Ronca. El jefe de gabinete Alberto Dalotto le expresó la “profunda preocupación” del Gobierno y le pidió explicaciones. Ronca le prometió “verificar” qué había dicho esta vez Berlusconi. Por la tarde, el gobierno italiano denunció la existencia de “un ataque calumnioso y absolutamente injustificado que provoca indignación”, aunque no identificó a los autores. En el gobierno argentino apuntaban que se refería a la izquierda italiana. Ronca agregó que “las frases del presidente del Consejo fueron completamente tergiversadas y alteradas, cuando resulta muy claro que estaba subrayando la brutalidad de los ‘vuelos de la muerte’ empleados por la dictadura argentina”.

Antes de que se conociera el comunicado, el exabrupto de Berlusconi ya había recibido un repudio unánime. La titular de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, sostuvo que “los calificativos no alcanzan para este personaje siniestro” y recordó que tanto el primer ministro italiano como el ex jefe de la Armada Emilio Massera “fueron miembros de la (logia masónica) P2, por eso Berlusconi se atreve a burlarse de nuestros desaparecidos: para defender a Massera”.

La presidenta de Abuelas, Estela de Carlotto, calificó la frase como “sumamente lesiva”, a Berlusconi como “un hombre payasesco” y aclaró que “no es casual que diga lo que dice: es coherente con su pensamiento ideológico”. Recordó que “ha habido siempre desde Italia una gran solidaridad, tanto de parte de los gobiernos anteriores como de parte de la Justicia” y anticipó que “vamos a pedir que aclare o rectifique sus dichos, y si se queda en sus trece recibirá nuestro repudio”.

“Sentimos gratitud por los dos juicios ya terminados en Italia, con duras condenas, y los aún en curso, y nos duele e indigna este incidente con Berlusconi. Por eso pedimos aclaración de sus dichos”, sostuvieron Vera Jarach y Angela Boitano, nacidas en Italia y Madres Línea Fundadora. Taty Almeida, también de Madres, dijo que “son declaraciones de terror, es lamentable lo que ha dicho este señor y merece el más absoluto repudio porque ofende e insulta la memoria de nuestros hijos”.

El director del CELS, Gastón Chillier, consideró “lamentable que mientras la sociedad argentina sigue luchando por juzgar los crímenes de lesa humanidad cometidos durante el terrorismo de Estado, los mismos sean motivos de burla por parte de un mandatario extranjero, especialmente cuando la Justicia italiana ha condenado en ausencia a militares argentinos”. El CELS consideró que “el exabrupto de Berlusconi debe ser resuelto con un pedido de disculpas a la sociedad argentina, a las víctimas y a sus familiares”.

La diputada de Libres del Sur Victoria Donda, nacida en la ESMA, afirmó que Berlusconi es “un abanderado de las peores ideas que llevaron a Italia a ser aliado del nazismo en la Segunda Guerra Mundial y que continúa con sus políticas racistas frente a la inmigración”. El diputado ítalo-argentino Ricardo Merlo anticipó que pedirá una interpelación del ministro en el Parlamento. “Ni siquiera queremos saber si fue un chiste o no. Queremos saber si es verdad que lo dijo”, aclaró.

Compartir: 

Twitter
 

“Abrían la escotilla y les decían: ‘Hay un lindo día afuera, ¿por qué no van a jugar un poco?’”, describió Berlusconi.
Imagen: AFP
SUBNOTAS
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.