EL PAíS › TENSIóN EN LA MESA POR REUNIONES RESERVADAS DE LA SOCIEDAD RURAL CON EL GOBIERNO

Cuanto más cerca, más lejos

Antes de que sesionara la Mesa de Enlace, Federación Agraria tomó distancia de los contactos entre Biolcati y De Vido y acusó al Gobierno de intentar dividirlos. Por la noche, el Gobierno confirmó los encuentros.

 Por Sebastián Premici

“Rescatamos la voluntad del presidente de la Sociedad Rural, doctor (Hugo) Biolcati, de encontrar caminos de diálogo con el Gobierno y encontrar soluciones concretas para sus representados.” Con estas palabras, el vocero de la Presidencia, Miguel Núñez, expuso de lleno las diferencias hacia el interior de la Mesa de Enlace. Confirmó que el Gobierno mantuvo reuniones privadas con el titular de la Sociedad Rural, algo que fue duramente criticado por la Federación Agraria. A través de un comunicado difundido en la mañana de ayer, la entidad que conduce Eduardo Buzzi ponderó la unidad de la Mesa de Enlace por encima de cualquier personalismo, en una clara referencia a la jugada individual de Biolcati. Frente a esta situación, las cuatro entidades agropecuarias decidieron por la tarde “presionar al Gobierno” instándolo a que convoque a la Mesa de Enlace antes del viernes, día en que los ruralistas realizarán un acto en la ciudad de Leones (Córdoba), donde podrían llamar a un nuevo lockout. “La gravedad de la crisis no permite más dilaciones inexplicables”, señalaron los empresarios agropecuarios, sin hacer mención a los encuentros previos entre Biolcati y Julio De Vido.

La Mesa de Enlace redobló la apuesta contra el Gobierno, impulsado por sus propias internas. Ayer el Gobierno reconoció que mantuvo una serie de reuniones con el titular de la Sociedad Rural. Esto fue leído por la Federación Agraria como un intento de divisionismo hacia la Mesa de Enlace. Divisionismo externo e interno.

“La división de la Mesa de Enlace sería hoy por hoy el más grande y garrafal de los errores. Mañana tal vez el error consista en permanecer en una unidad que no refleje los intereses de la mayoría de los productores familiares (N.d.R: es decir, permanecer al lado de la Sociedad Rural). Pero mientras el conflicto esté irresuelto, la peor medicina es cambiar lo que hasta ahora sirvió y esto implicaría otorgarle al Gobierno un triunfo innecesario y que no hizo nada para merecer”, señaló la FAA en el documento difundido ayer.

Luego de la difusión de este documento, la Mesa de Enlace mantuvo una reunión por la tarde donde se mostró unida para “presionar” al Gobierno. “La Comisión de Enlace ha demostrado con palabras y con hechos ser parte de un proceso serio de búsqueda de soluciones para cada uno de los temas que el sector tiene pendientes. La gravedad de la crisis no permite más dilaciones inexplicables”, señalaron las entidades agropecuarias a través de un comunicado. Del encuentro participaron los presidentes de las entidades, salvo Biolcati, quien estaba en Bahía Blanca. En su reemplazo estuvo Pellegrina, quien no hizo ninguna mención sobre los encuentros entre Biolcati y De Vido.

La Mesa de Enlace realizará mañana un acto en Leones, Córdoba, como parte de la Fiesta Nacional del Trigo. La semana pasada, cuando la presidenta Fernández de Kirchner había pedido la colaboración de todos los sectores frente a la crisis económica, las entidades decidieron suspender las medidas de fuerza pero no el acto en Leones. De todas maneras, pensaban “bajar los decibeles” en función de la convocatoria del Gobierno. A raíz de los diferentes cruces entre el Gobierno, la Sociedad Rural y la Federación Agraria, los ruralistas piensan es un escenario más hostil.

“Hay mucha bronca entre los productores”, aseguró Ulises Forte, vicepresidente de Federación Agraria. De todas maneras, no quiso adelantar si habrá un llamado al lockout granario. La Mesa de Enlace, antes del acto, mantendrá una reunión para consensuar sus posturas. “Lo que logramos hasta ahora es prorrogar la protesta que ya teníamos definida en su modalidad y fecha de iniciación. Esperemos que esto se pueda terminar de desactivar. Hoy el conflicto está a la vuelta de la esquina ya que los productores no reciben las respuestas que tiene que dar el Gobierno”, indicó Carlos Garetto, titular de Coninagro.

Por su parte, el titular de la Federación Agraria, Eduardo Buzzi, también arremetió con lo suyo: “Los plazos se agotan. El próximo viernes será decisivo porque habrá mucha gente en Leones”, aseguró el dirigente. “El viernes vamos a tener que darle una respuesta a nuestra gente, que pide una protesta ya”, agregó a este diario Javier Jayo, secretario de CRA.

“Hay internas dentro del Gobierno, hay internas dentro de las entidades. La Mesa de Enlace creo que percibe cierta debilidad, no tanto por su caudal político, sino por los problemas internos, de índole personal entre sus miembros. Incluso, creo que hay algunos productores que están cansados de estas idas y vueltas y quieren acordar ahora para luego dar pelea en las elecciones de octubre”, afirmó a Página/12 un funcionario del Gobierno, que tiene trato diario con los sectores del campo.

Desde el Gobierno indicaron a este diario que las negociaciones con las entidades agropecuarias quedaron dañadas luego de los diferentes cruces entre los integrantes de la Mesa de Enlace. Por lo tanto, no son pocos los que creen en el Ejecutivo que este ir y venir terminará en un nuevo lockout.

En esta puja de intereses, los sectores agropecuarios siguen jugando su ficha del diálogo –para seguir mostrándose unidos– aunque ese encuentro se haga desear. “El problema es que el ex presidente –Néstor Kirchner– juega al límite y eso a los otros (por los ruralistas) los pone histéricos”, concluyó el funcionario del Ejecutivo consultado por este diario.

Compartir: 

Twitter
 

Apretaditos. Eduardo Buzzi y Ulises Forte, de Federación Agraria, al llegar al encuentro.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.