EL PAíS › FALTARON LOS TESTIGOS CITADOS POR LA COMISIóN QUE INVESTIGA A MACRI

Una sesión repleta de ausentes

Eran ocho convocados para la primera ronda de testigos de la comisión investigadora. Con diferentes excusas, faltaron todos. Los legisladores opositores prometieron volver a citarlos. La sesión de hoy también se levantó.

La primera ronda de testigos que debían declarar ayer frente a los integrantes de la comisión investigadora de la Legislatura porteña faltaron a la cita. Ninguno de los ocho convocados se presentó ante los legisladores que investigan la responsabilidad política de Mauricio Macri en el armado de una red de espionaje ilegal dentro del gobierno porteño. Los funcionarios del Ministerio Público Fiscal, a los que se les iba a preguntar por la reunión en la que el espía Ciro James se presentó como miembro de la Policía Metropolitana, ya habían anticipado el faltazo. Sus argumentos fueron duramente cuestionados por la oposición, que insistió en que se los vuelva a citar. En tanto, los directivos de la Universidad de La Matanza adujeron que todo lo que tenían para declarar constaba en el expediente de la causa y que se encontraban impedidos de contestar preguntas en otros ámbitos. La sesión de testimoniales prevista para hoy fue suspendida debido a las ausencias confirmadas de Sergio Burstein y de sus familiares, además de las de los funcionarios policiales que le tomaron la denuncia por las escuchas, propuestos por el PRO.

Pasadas las 11, el salón Montevideo de la Legislatura aparecía desolado. Entre rumores de levantamiento, sólo el peronista Diego Kravetz estaba sentado esperando. “¿No vino nadie?”, se preguntaban los demás legisladores a medida que iban llegando a la sala. Ante la ausencia de testigos, el ritual de comenzar una hora más tarde de lo acordado se repitió. Con cara de pocos amigos, el presidente del cuerpo, Martín Hourest, dio por iniciada la sesión cuando alcanzaron quórum.

El bloque del PRO fue el último en llegar. El jefe de la bancada, Cristian Ritondo, llevaba en la mano la carpeta amarilla con una lija y un mensaje de tono intimidatorio que –de acuerdo con los videos de seguridad que mostró– un asesor del legislador de MST-Izquierda Unida, Marcelo Parrilli, habría dejado en uno de los baños vecinos al recinto. Ritondo aseguró que su espacio recurrirá a la Justicia y que la denuncia seguirá por carriles formales dentro de la Legislatura. Parrilli –que no estuvo en la sesión– evitó polemizar y sólo respondió con ironía en Twitter.

Apenas la secretaria de la comisión, Gabriela Cerruti, terminó de leer las cartas que enviaron para excusarse el fiscal general porteño, Germán Garavano –que aseguró que su función como fiscal podría verse afectada en causas abiertas contra el macrismo–, como el secretario de Política Criminal del Ministerio Público, Agustín Gamboa, los diputados opositores le salieron al cruce. La justificación de Gamboa acerca de que el testimonio que podría aportar es el mismo que brindó ante la Justicia fue la que más irritación generó. El jefe de bloque de la Coalición Cívica, Fernando Sánchez, dijo sentirse “sorprendido y un poco indignado”. Fabio Basteiro, de Proyecto Sur, rechazó la postura de los citados y esgrimió que se trataba de “una estrategia política del PRO para que se cambien los ejes de la investigación”. Su ausencia “demuestra la intención del oficialismo de vaciar la comisión en busca de un circo”, sentenció. Más duro aún fue el ibarrista Eduardo Epszteyn, que recordó que Gamboa había confesado como testigo de la causa por la voladura de la AMIA que había quemado cintas con grabaciones de testigos. “¿Mauricio Macri apaña al grupo que en el caso AMIA se dedicó a encubrir?”, disparó. Aunque los macristas esbozaron una tímida queja por las ausencias, los legisladores coincidieron en que volverán a citarlos. Incluso, prometieron interpelarlos en el recinto si se negaban nuevamente a comparecer.

Mientas tanto, el rector de la Universidad de la Matanza, Daniel Martínez, los decanos de la Facultad de Derecho y de Humanidades, Alejandro Finochiaro y Fernando Luján Acosta, así como también Cristian Cabral y Rolando Echave anunciaron su ausencia a último momento. Los últimos tres también se excusaron argumentando que ya habían prestado declaración ante el juez, pero había legisladores que sostenían que la ausencia se debía a una vieja interna en la casa de estudios por la que habrían utilizado los servicios de James en su calidad de espía.

Informe: Gabriel Morini.

Compartir: 

Twitter
 

Martín Hourest y Gabriela Cerruti, las autoridades de la comisión, enojados por las ausencias.
Imagen: DYN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.