EL PAíS › LA PARITARIA DOCENTE BONAERENSE SE SUSPENDIó AYER Y PASó PARA HOY

Suspenso en la negociación

El gobierno provincial postergó la reunión y la mayoría de los gremios lo aceptaron. Si no reciben una propuesta que supere el 19,6 por ciento de aumento ofrecido hasta ahora, anunciaron que podrían parar esta semana. Hubo acuerdos en Chaco y Catamarca.

La reunión de la paritaria docente bonaerense que iba a realizarse ayer, por pedido de la gobernación, se pasó para hoy, bajo amenazas de huelga en caso de que la oferta salarial no satisfaga a las diversas corrientes sindicales. Salvo una excepción, los gremios volvieron a aceptar la postergación oficial. Pretenden un 29 por ciento de aumento, direccionado al salario básico y con “respeto de la escala salarial”. El gobierno de Daniel Scioli, que hasta ahora ofreció un incremento del 19,16 por ciento, dejó entrever dificultades para afrontar el pedido gremial: “Incorporar 100 pesos al básico de cada docente significa para la provincia 1500 millones de pesos más por año”, aseguraron en el Ministerio de Trabajo. En la tercera semana del ciclo lectivo, las paritarias siguen abiertas también en Córdoba y Santa Fe. En tanto, Chaco y Catamarca cerraron sus discusiones salariales, pero algunos sectores docentes quedaron disconformes, por lo que reclaman su revisión.

La negociación colectiva entre los gobiernos y los sindicatos locales busca consensuar un aumento anual para el sueldo de los docentes. Se toma como referencia un cargo testigo: el sueldo inicial por jornada simple (medio turno), sin contar antigüedad. En la provincia de Buenos Aires, el docente que recién se inicia cobra hoy 2400 pesos: los gremios quieren elevarlo a 3100, mientras que el gobierno ofreció hasta ahora 2860. Aquí, los sindicatos convocados a la mesa son Suteba (Ctera), FEB, UDA, Sadop (privados) y AMET (técnicos), que concurren en un mismo frente gremial; por separado participa Udocba (CGT), que ayer no aceptó la postergación y realizará una huelga por 48 horas a partir de hoy, aunque la medida puede descartarse en caso de alcanzarse un acuerdo.

“Hasta mañana (por hoy) nosotros vamos a esperar –le dijo a Página/12 el secretario general de Suteba, Roberto Baradel–. Entendemos que la propuesta tiene que superar la anterior y, con los parámetros que veníamos discutiendo, el respeto de la escala salarial y que los montos sean en blanco –dijo–. Si es así, someteremos la oferta a votación y los docentes decidirán. Pero si la oferta no cambia, vamos a darle continuidad al paro de 48 horas, que posiblemente se efectivice el miércoles y el jueves.”

“Dura” y “discutida” se da la negociación bonaerense, en palabras de Baradel. El “respeto por la escala salarial” que él menciona tiene que ver con la repercusión en el bolsillo de los docentes en cuanto a los años de antigüedad, la ruralidad y la diferencia jerárquica, entre otras variables. Además, los gremios persiguen la eliminación del tope de las asignaciones familiares: “Seguimos sosteniendo ese pedido, pero el gobierno de la provincia sigue diciendo que no”, dijo Baradel, y recordó: “La responsabilidad de definir las asignaciones para los trabajadores estatales es de las provincias. De hecho, en las distintas jurisdicciones hay regímenes diversos”.

La paritaria cordobesa, que sesionó ayer, pasará a un cuarto intermedio hasta el próximo lunes. El incremento del 25 por ciento ofrecido por el gobierno de José Manuel de la Sota sería aceptado por los docentes, la diferencia reside en las cuotas del pago. La provincia había propuesto cuatro tramos de aumento, pero la Unión de Educadores de Córdoba (UECP) quiere sólo dos pagos. Según informó la gobernación, ayer la oferta oficial consistió en dividir el aumento en tres partes: un 12,5 por ciento retroactivo a febrero, un 6,25 por ciento en junio y un 6,25 por ciento en noviembre. La UEPC mantuvo su posición: quiere sólo dos pagos. Ante la discrepancia, se pasó a cuarto intermedio. El gremio tendrá una semana para consultar a sus bases, pero no podrá apelar a medidas de fuerza: rige en el distrito una conciliación obligatoria hasta el 21 de marzo.

El clima es menos conciliador en Santa Fe, donde la negociación también sigue inconclusa. El gobierno del socialista Antonio Bonfatti ratificó ayer la propuesta salarial del 21 por ciento de aumento a aplicarse entre marzo y julio. Sólo los docentes privados aceptaron la oferta, el resto la rechazó por “insuficiente” y llamó a una huelga para mañana y pasado. Anticiparon más medidas para la semana que viene, en caso de no avanzar en la negociación. El gobierno provincial anunció que descontará los días de paro y negó que haya una nueva oferta para los maestros.

Los Docentes Unidos de Catamarca No Agremiados rechazaron el aumento del 12,5 por ciento para el primer semestre firmado por los demás gremios y el gobierno local. Por ello retomaron ayer las medidas de fuerza que el gobierno calificó de “ilegales”, al estar fuera de las estructuras sindicales. En tierra chaqueña, en tanto, dos sindicatos docentes (Atech y Sitech) se oponen al aumento decidido entre el gobierno y los doce gremios restantes y realizan desde ayer un paro por 48 horas. El Ministerio de Educación chaqueño se reunirá con ellos mañana.

Informe: Agustín Saavedra.

Compartir: 

Twitter
 

“Si la oferta no cambia, vamos a darle continuidad al paro de 48 horas”, dijo Baradel, de Suteba.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.