EL PAIS › VOLVIO YPF > MANIFESTACIONES DE APOYO EN PLAZA DE MAYO

“Es un gran avance”

Militantes y agrupaciones kirchneristas de base confluyeron por la tarde en la Plaza para expresar su adhesión al anuncio de la Presidenta sobre YPF.

 Por Ailín Bullentini

“Ahí hay que apuntar a los profesionales, a los mejores técnicos que tenemos. Esos tipos tienen que estar al mando de YPF.” Julieta gesticula y alza la voz para explicarle a Martín lo que a su criterio debería pasar una vez que el Congreso nacional apruebe la expropiación del 51 por ciento de las acciones de YPF que hoy tiene la empresa española Repsol. Algo que, para ella, no será más que “un trámite”. Ayer, la joven pareja que siempre se reencuentra en el microcentro a la salida de sus respectivos trabajos, cambió su rutina y decidió acercarse a Plaza de Mayo a “festejar” el proyecto que la presidenta Cristina Fernández de Kirchner envió al mediodía al Senado. “Es un gran avance para todos”, consideró Martín, mientras alrededor se mezclaban las banderas de diversas agrupaciones kirchneristas de base, como el Movimiento Evita, la JP Evita, la Agrupación 26 de Julio y Nuevo Encuentro, entre otras.

Entraron a la Plaza por Avenida de Mayo y se sumaron a los pequeños grupos de personas que, al igual que ellos, fueron rodeando la Pirámide de Mayo desde las 18, autoconvocados por el anuncio de la Presidenta que vieron por televisión, escucharon por radio o leyeron en los portales de noticias. “Es un día muy feliz. Que YPF vuelva a ser nuestra hace que algo en el cuerpo me deje de doler”, comparó Mariano, un cincuentón que vive en Quilmes, donde militó hace más de 30 años, “por los mismos valores que representa este gobierno”.

Compartió la ronda y la alegría con un grupo de compañeros de aquella añeja militancia, quienes se sumaron a los trajes y corbatas, jeans y zapatillas, varias carteras, muchas mochilas y las banderas de las agrupaciones. “Ahora va a empezar la embestida de los medios, la desinformación. Hay que estar acá para contrarrestarlo, hay que acompañar”, instó Sofía, con su hijo Valentino en brazos.

De espaldas a las vallas que dividen la Plaza en dos y dejan a la Casa Rosada del lado del Río de la Plata, primereó un camión de la agrupación liderada por Emilio Pérsico –quien se paseó por los alrededores de la Pirámide casi como anfitrión del evento–, desde el que algunos militantes arengaron a sus pares, en el llano. Los parlantes, a los costados del improvisado escenario, agregaron ruido ambiente a una congregación que, cómo no, debía sonar a bombo y consigna peronista.

Cuando las arengas empezaron a salir de la boca de los militantes concentrados frente al camión parlante, la cumbia copó la noche. Los empleados “banda 30” (una categorización muy utilizada en empresas multinacionales) Silvia, Marcela, Jorge y Gustavo bailaron mientras cebaban unos mates con el termo que habían traído a la Plaza desde la oficina, a unas diez cuadras de allí.

Cerca de ellos, una década más adelante, Claudio se abrió la campera de jean y con su dedo índice explicó la sigla que estampaba su remera negra: “Yerba, Petróleo y Futuro. De eso habló Cristina hoy, por eso estoy acá”. Para María, quien lo acompañó, el proyecto del gobierno nacional es “importante por lo estratégico que son los hidrocarburos para cualquier país hoy en el mundo”.

Para José y sus amigos, todos veinteañeros, programadores de sistemas de software libre y “no kirchneristas del todo”, la noticia también fue importante: “Hubiera estado acá cuando el riojano (el ex presidente Carlos Saúl Menem) la privatizó, pero expresando mi bronca. Hoy estoy contento. Podría haber sido antes, claro, pero también podría no haber sido nunca”.

Compartir: 

Twitter
 

Se mezclaban las banderas del Evita, 26 de Julio y Nuevo Encuentro.
Imagen: Jorge Larrosa
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.