EL PAíS › COMO IMPACTARA LA NUEVA GRILLA DE CABLEVISION

El movimiento de los canales

 Por Emanuel Respighi

La televisión y las matemáticas, por más empeño que le haya puesto Adrián Paenza en los últimos años, no siempre se llevan bien. El postulado matemático acerca de que “el orden de los factores no altera el producto”, por ejemplo, no es aplicable al universo televisivo. En cuestiones de pantalla chica, la ubicación de una señal en un lugar específico de la grilla de programación de un operador es un factor que, si bien no altera la calidad de las producciones, tiene una incidencia relevante en la audiencia de dicha emisora. Un condicionamiento que en la era del zapping a distancia puede beneficiar a una señal o la puede perjudicar. La nueva grilla con la que desde el lunes –en la Ciudad de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires– Cablevisión comenzará a adecuarse a la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual (LSCA) no tendrá únicamente un impacto político y comunicativo, sino que además repercutirá de lleno en las audiencias televisivas, a partir de los canales que se suman y los que modificarán su ubicación.

El anuncio sobre las modificaciones en la grilla que ayer realizó el mayor operador de TV paga de la Argentina, con alrededor de 3,5 millones de abonados, no será inocuo. El gran interrogante que el lunes comenzará a resolverse es cuál será el impacto que la nueva ubicación de los canales tendrá entre los televidentes. ¿Cuánto impactarán los cambios en la composición de la audiencia de la TV argentina? ¿Podrán los canales que sufrirán modificaciones trasladar a otra frecuencia su audiencia? ¿Hasta qué punto, o en qué porcentaje, la ubicación en una grilla de más de 100 canales incide en el rating de un canal? ¿La gente, finalmente, elige los programas y los canales que quiere ver, o tan sólo repite hábitos de consumo frente al televisor sin demasiado discernimiento? Preguntas que la adecuación de la grilla de Cablevisión, y del resto de los operadores que aún no la cumplen íntegramente, ayudará a responder.

El Grupo Clarín informó que realizará cambios en sus grillas, tanto en el servicio analógico como en el digital. Entre las modificaciones, se incorporará al servicio de Cablevisión Clásico (analógico) los canales estatales Pakapaka (Canal 21) e IncaaTV (34), además de la multiestatal Telesur (72), que hasta ahora sólo se podían ver en el digital. Para sumar estas señales, Cablevisión informó que los canales Glitz, CosmopolitanTV, Sony Spin y Studio Universal pasarán al servicio digital. Además, el operador incorporará a su servicio digital la señal informativa 360TV (Canal 22) y a TyC Sports HD (632). En las provincias, la aplicación de la nueva grilla demandará dos semanas más.

De cualquier manera, esta grilla no se ajusta a lo dispuesto por la resolución 296/10 de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca), que obliga a los operadores a incluir las señales informativas de producción nacional (como 360TV y CN23) al servicio analógico, y no al digital, al que no accede la totalidad de los abonados (Cablevisión informó que su servicio digital cuenta con un millón de suscriptores). En una de las dos notas presentadas por Cablevisión a la Afsca, la compañía se comprometió a cumplir totalmente la grilla (con 360TV y CN23 en el básico) “al finalizar el plan de adecuación” y en función de acuerdos entre privados. Vale aclarar que, en caso de que Afsca apruebe el plan de adecuación presentado por la compañía (que divide las empresas audiovisuales de Clarín en seis unidades distintas de negocios), el plazo de ejecución no puede superar los 180 días.

La incorporación de las señales estatales al analógico y las de los otros canales al digital, sin embargo, no será la única modificación que sufrirá la grilla del principal operador de TV paga del país. Ajustándose a la resolución 296/10, Cablevisión también hará algunos cambios de ubicación de señales. El más trascendenete es el traspaso de Canal 7 (actualmente en la frecuencia 15) a la privilegiada ubicación 11, que hasta ahora era ocupada por la señal de noticias TN, perteneciente al propio Grupo Clarín, y que desde el lunes pasará a ser emitido en el Canal 8. A su vez, Canal 9 dejará el lugar 8 para pasar a sintonizarse en el 13, mientras que la señal de noticias C5N bajará del 5 actual al 4.

¿Cuáles son, en términos de audiencia, los canales beneficiados y cuáles los perjudicados, a priori, por estos traspasos? Una de las pantallas que evidenciará un tránsito mayor de televidentes será, sin duda, Canal 7. Hay dos buenas razones para creer que la TV Pública mejorará su audiencia. Por un lado, desde el lunes la emisora estatal estará agrupada con las señales de aire en la grilla de Cablevisión. Algo obvio, pero que hasta ahora no pasaba, ya que el operador lo había desterrado a la frecuencia 15, detrás de señales de cable –también pertenecientes al Grupo Clarín– como Metro (13) y Magazine (14). El segundo aspecto que aportará mayor visibilidad es que la emisora se ubicará entre Telefe (10) y El Trece (12), justamente los dos canales más vistos del país. Esa ubicación le otorgará, indudablemente, un mayor tráfico de televidentes. Aunque más no sea al calor del frenético zapping.

Otra de las pantallas que podrían beneficiarse es la de América que, si bien mantiene su ubicación (9), se ve favorecida en su competencia directa por el tercer lugar en el rating con el 9, ya que éste deja la frecuencia 8 para ocupar la 13, en el otro extremo. En comparación, América quedó en medio de TN y Telefe, mientras que el 9 lo hará después de El Trece, pero antes de Encuentro. En cuanto a las señales de noticias, habrá que ver cómo responden a estos cambios de lugar las audiencias de TN (que deja de estar entre Telefe y El Trece) y de C5N, que no sólo baja al 4 sino que además se ubica entre Metro y A24.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.