EL PAíS › LA HOMILIA DE JORGE BERGOGLIO POR EL JUEVES SANTO

“Ayudar a curar las divisiones”

El arzobispo de Buenos Aires, Jorge Bergoglio, utilizó metáforas aplicables tanto a la teoría de la “reconciliación” como a la inequidad social en su discurso de la tradicional misa crismal que se realiza los Jueves Santos. Se refirió a “los ojos sufridos de nuestro pueblo fiel”, que “suplican lo ayudemos a curar sus divisiones”.

En su homilía, Bergoglio habló ante decenas de sacerdotes que se congregaron en la Catedral metropolitana. “Sabemos que somos ungidos: lo sabemos más todavía si con humildad miramos a Jesús y nos dejamos mirar por los ojos sabios de nuestro pueblo”, dijo ante los religiosos. “Esos ojos pedigüeños de nuestro pueblo fiel que no permiten que nuestra conciencia se aísle en ninguna forma sectaria de auto-unción elitista o eticista sin bondad”, agregó.

“Esos ojos”, repitió el cardenal, “alimentan nuestro fervor apostólico, rescatándonos de toda pereza burguesa, ese ‘aceite malo’ que unge en la parálisis del narcisismo y la comodidad”. El pueblo “tantas veces nos suplica que lo ayudemos a curar sus divisiones, esas que destruyen amistades y familias, y –en ese pedido de unidad– nos hacen sentir que también son fruto del ‘aceite malo’ los desgarros entre nosotros, el espíritu quejumbroso, la murmuración y las críticas que desfraternizan”.

Bergoglio, además, lavó los pies de doce personas del hogar de residentes permanentes que funciona en el Hospital Rawson, al repetir el gesto de Jesucristo con los discípulos de la última cena. Allí presidió la Misa de la Cena del Señor. En la ceremonia estuvieron el vicepresidente de la Legislatura porteña, Santiago de Estrada; la subsecretaria de Promoción Social porteña, Gabriela Groba; y la directora general de Tercera Edad, María Camosi, entre otros.

En la mañana de ayer falleció el obispo auxiliar de Bergoglio, José Antonio Gentico, que padecía cáncer. Había sido colaborador del obispo de Morón Justo Laguna. Fue párroco de San Pedro Apóstol y San Judas Tadeo. En su última etapa en Ituzaingó participó en protestas populares. Había estado vinculado con el movimiento de curas tercermundistas y con el tiempo fue moderando su postura.

Compartir: 

Twitter
 

El arzobispo de Buenos Aires Jorge Bergoglio en la Catedral.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.