20:39 › CUMBRE DE MINISTROS DEL G-20

Fernández reclamó que el FMI preste asistencia financiera sin "condicionalidades"

El ministro de Economía, Carlos Fernández, propuso ante el Grupo de los 20 (G-20) que el Fondo Monetario Internacional (FMI) financie "de manera amplia e inmediata" y sin "condicionalidades", a los países miembros, para revertir los efectos de la crisis global.

En su discurso en Londres, el funcionario argentino reclamó que el FMI preste "asistencia financiera flexible, amplia e inmediata, eliminando o reduciéndose al mínimo las condicionalidades, con instrumentos financieros ajustados a las necesidades de los países en desarrollo".

Además, propuso una reforma en el Banco Mundial para que los países en desarrollo tengan una mayor participación, y sugirió con Brasil, China, India y Rusia una emisión de derechos especiales de giro (DEG) del FMI para fortalecer las reservas de los Estados afectados por la crisis.

También, según indicaron voceros del Ministerio, Fernández "reitero la importancia de supervisar la función de las calificadoras de riesgo y la necesidad de combatir coordinadamente los paraísos fiscales".

"Frente al fracaso de las políticas de mercado se requiere una mayor intervención pública y una asistencia multilateral financiera amplia que compense la contracción del sistema financiero mundial derivado de la excesiva liberalización financiera en los mercados maduros", remarcó Fernández.

El ministro señaló que "la crisis, originada en los países avanzados, requiere ahora de acciones globales que tengan en cuenta las necesidades de los países en desarrollo para asegurar una recuperación más rápida y sustentable".

Ante representantes de la Unión Europea, de países que integran el G-8 y de economías emergentes, como México, Indonesia, Sudáfrica y Turquía, el titular del Palacio de Hacienda hizo hincapié en el "rol del G-20 como foro para la coordinación de acciones".

"El FMI debe flexibilizar fuertemente su función de prestamista para atender las necesidades de los países en desarrollo en el marco de esta crisis global", sostuvo.

Al respecto, dijo que "ello implica asistencia financiera flexible, amplia e inmediata, eliminando o reduciéndose al mínimo las condicionalidades, con instrumentos financieros ajustados a las necesidades de los países en desarrollo".

En ese sentido, resaltó que "el diseño de nuevos instrumentos debe garantizar un tratamiento equitativo entre los países, evitándose una división artificial entre los países en desarrollo en arreglo a las supuestas 'buenas' políticas promovidas por el FMI en el pasado que han fracasado".

Respecto de la emisión de DEG, dijo que ella "permitiría fortalecer automáticamente las reservas de los países miembros, paliar la escasez de liquidez internacional, dar mayor espacio para acciones fiscales contra-cíclicas y generar confianza".

Sobre la reforma del Banco Mundial, pidió "mayor voz y participación a los países en desarrollo en conjunto". "Esta reforma se ha demorado más de la cuenta", criticó el titular del Palacio de Hacienda.

Finalmente, Fernández reiteró la "importancia de supervisar la función de las calificadoras de riesgo y la necesidad de combatir coordinadamente los paraísos fiscales".

Compartir: 

Twitter
 

Carlos Fernández, junto a sus pares en Londres
 
ULTIMAS NOTICIAS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.