UNIVERSIDAD › HOY PUEDE CONCLUIR LA PARITARIA DE LOS DOCENTES UNIVERSITARIOS

Los profesores ponen la firma

Las federaciones sindicales Conadu, Fedun y Fagdut (UTN) aceptarían hoy la oferta oficial, que consiste en un aumento del 29 por ciento, en cuatro cuotas y por 16 meses. La Conadu Histórica ya anticipó su rechazo.


Para acordar el salario de los docentes universitarios, hoy volverán a sentarse a la mesa de negociación funcionarios del gobierno nacional y representantes de los gremios que nuclean a los docentes del sector. La oferta oficial consiste en cerrar un acuerdo por 16 meses que incluirá, en materia salarial, un incremento del 29 por ciento en cuatro tramos. Las federaciones gremiales Conadu, Fedun y Fagdut aceptarán la propuesta, según adelantaron ayer sus dirigentes. En tanto, la Conadu Histórica la rechazará porque, según sus dirigentes, “constituye una clara estrategia para abrir dos negociaciones cada tres años”. Para el Gobierno, con el acuerdo salarial más prolongado “se saltea la trampa de negociar nuevamente la paritaria al inicio del ciclo lectivo del año que viene”.

La propuesta que se firmará este mediodía en la Casa Rosada constará de un primer incremento del 16 por ciento retroactivo a marzo, un 2 por ciento para junio, otro 4 por ciento para noviembre y un 7 por ciento en enero de 2014; un paquete que regirá hasta junio de ese año. El ofrecimiento anterior, rechazado por todos los sindicatos, había sido del 20,5 por ciento en tres cuotas, por un año.

Aunque en un principio se especuló con pasar el encuentro para el lunes, por la crisis provocada por el temporal de esta semana, finalmente la reunión tendrá lugar a las 13. Estarán presentes el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina; el ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, y el presidente del CIN –el consejo que nuclea a los rectores de universidades nacionales–, Arturo Somoza. Además, asistirán el secretario de Educación, Jaime Perczyk, y el secretario de Políticas Universitarias, Martín Gill. Por la parte sindical estarán los representantes de las cuatro federaciones de docentes universitarios: Fedun, Conadu, Conadu Histórica y Fagdut (UTN).

Según confiaron a Página/12 fuentes oficiales, “Sileoni ya tiene la respuesta satisfactoria de tres de los gremios”. Es que, a diferencia de los salarios de los maestros, que son abonados por las provincias, los sueldos de los docentes de universidades nacionales son responsabilidad del Estado nacional. “Para nosotros el acuerdo es novedoso porque inaugura un formato diferente de paritaria”, destacó otra fuente oficial.

“Es una propuesta superadora porque, además de lo salarial, se incluirán otros temas. El nomenclador continúa su recomposición y se incorporará a los docentes con dedicación simple –que conforman el 67 por ciento de la planta docente– a la garantía salarial. También se contemplarán fondos para capacitación”, señaló a este diario Pedro Sanllorenti, secretario general de la Conadu. “En lo salarial –agregó– le vemos muchas ventajas, porque hemos podido conseguir un porcentaje mayor en relación con la anterior propuesta, ya que el 18 por ciento podrá incluirse en el aguinaldo a mitad de año.” Actualmente, un docente con el cargo de ayudante de primera con dedicación simple cobra poco más de 1200 pesos, con semiexclusiva 2800 pesos y un docente con exclusiva, 5600.

La Fedun ya adelantó que también aceptará la propuesta. Su titular, Daniel Ricci, consideró que “el ofrecimiento continúa con la recomposición salarial de los docentes universitarios, que incluye incorporar especializaciones y garantía salarial para los cargos con dedicación simple”. En la propuesta se contemplará un 2,5 por ciento extra para los docentes con especializaciones. La Fagdut también leyó satisfactoriamente la propuesta. “Es muy importante porque para jerarquizar la educación pública necesitamos cuidar, valorar y capacitar a nuestros docentes”, dijo el secretario general, Ramón Marostica,

En tanto, la Conadu Histórica se mantiene firme en su postura de no aceptar la oferta oficial. Según el análisis de la federación, el acuerdo por un año y medio “implica congelar el ritmo de incremento por más tiempo. Ese aumento implica una pérdida de poder adquisitivo para trabajadores y trabajadoras docentes”. “Cualquier aumento de la inflación en el próximo año impactará especialmente sobre los salarios docentes, que no podrán ser renegociados en ese lapso.” Para su titular, Rita Villegas, un acuerdo tan largo es “contraproducente”, “ya que el actual escenario de imprevisibilidad requeriría de convenios anuales con revisión semestral”.

Informe: Federico Funes.

Compartir: 

Twitter
 

 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.