DEPORTES › ARRANCA LA TEMPORADA 2011/2012 DE PRIMERA CON UN PANORAMA INEDITO

Es la Apertura de un ciclo distinto

Sin River por primera vez en el profesionalismo, con grandes como San Lorenzo o Boca acuciados por los promedios, con muchos equipos del Interior y seis campeones de Primera en la B, con incertidumbre respecto del futuro, con candidatos que no sorprenden a nadie.

 Por Ariel Greco

Augusto Fernández, Fabián Cubero y Víctor Zapata, el campeón Vélez sale con todo a defender el título.
Imagen: Télam.

La pelota vuelve a girar. Tras la disputa de la Copa América, la destitución de Sergio Batista de la Selección Argentina, la nominación de Alejandro Sabella para ese cargo y, sobre todo, la polémica generada por la frustrada fusión de los torneos de Primera División y de la B Nacional, el Apertura arrancará hoy con dos partidos, Banfield-Rafaela y Unión- Argentinos, aunque todavía no hay clima de campeonato. La gran particularidad que tendrá el nuevo torneo es la ausencia de River, que por primera vez en su historia militará en la segunda categoría. Vélez, por su vigencia, y Estudiantes, por la calidad de refuerzos que le sumó a su buen plantel, aparecen como principales candidatos.

Si a la mayoría de los hinchas se los encuestara sobre los movimientos de altas y bajas de sus equipos, difícilmente podrían responder con acierto a las diferentes cuestiones. Como pocas veces antes, la previa de un campeonato pasó por temas tan ajenos a la conformación de los planteles y al desarrollo de los encuentros amistosos. Por ese motivo, recién cuando el Apertura se inicie esta tarde se tomará real dimensión del arranque del nuevo torneo.

La polémica generada por el proyecto de la AFA de ampliar a 38 equipos su campeonato de Primera División se llevó por delante a las transferencias concretadas. Las reuniones de los dirigentes les quitaron protagonismo a las pretemporadas. Las palabras de los presidentes y vices opacaron a las voces de los entrenadores y futbolistas. Todo ese combo provocó que el desinterés por el Apertura 2011 fuese marcado. Claro que ahora, todo lo que sucedió en julio quedará en el olvido.

Vélez, el campeón reinante, saldrá a defender su corona con dos bajas sensibles. En la zona de creación perdió a Maxi Moralez, vendido al Atalanta, y a Ricardo Alvarez, transferido al Inter. Sin embargo, gracias a su gran plantel y a la continuidad que arrastra en el proyecto institucional y futbolístico parte de nuevo como favorito. Casi en un mismo plano se puede colocar a Estudiantes, que entró en una etapa de renovación, pero que sumó nombres de peso como para que la postulación no le pese. El regreso del goleador Mauro Boselli, la llegada del arquero Justo Villar y el retorno al país del volante Mariano González aparecen como sus incorporaciones más rutilantes, aunque tampoco se deben pasar por alto las incorporaciones del colombiano Carlos Carbonero, Facundo Coria o Cristian Cellay. Todo sumado a la recuperación de Juan Sebastián Verón, líder futbolístico y espiritual del club. La única incógnita es saber si el entrenador Miguel Russo consigue amalgamar rápido las piezas con las que cuenta.

Para Boca, el certamen asoma como un desafío particular. Sin River como contrapeso, para el conjunto de Julio Falcioni la responsabilidad pasa por transformarse en animador del campeonato, algo que no consiguió en las últimas dos temporadas. Si bien gastó mucho dinero, los refuerzos que llegaron no entregan total confianza. A los 38 años, Rolando Schiavi regresa al club, aunque su rendimiento no viene siendo confiable. Franco Sosa perdió el puesto antes de arrancar el torneo. A Agustín Orion, la gira por Europa, con ocho goles en tres partidos, le quitó algo de crédito, aunque también llegó el uruguayo Sebastián Sosa para su posición. Sólo Darío Cvitanich ofrece ciertas garantías. Claro que las mayores esperanzas radican en la muy buena pretemporada que llevó a cabo Juan Román Riquelme. Un buen arranque será clave para evitar rápidas tormentas y para ganar confianza.

Un rival para no descuidar es Lanús. Subcampeón en el último Clausura, el equipo de Gabriel Schurrer está bien armado y sumó a un delantero de peso como Mariano Pavone. Lo malo es que no contará con Diego Valeri, uno de los mejores futbolistas del torneo pasado, que no será tenido en cuenta por conflictos contractuales. Si se anima y no se distrae con la Copa Sudamericana, puede ser un firme candidato.

Los dos conjuntos de Avellaneda necesitan despejar algunas incógnitas para saber adónde apuntar. Por el lado de Racing, el retorno de Diego Simeone es una apuesta fuerte, aunque sus antecedentes marcan que la gestión puede derivar en éxitos rutilantes –campeón en Estudiantes y River– o en rotundos fracasos –último en River, salida abrupta en San Lorenzo–. La injerencia en el equipo de los colombianos Teo Gutiérrez y Giovani Moreno, que regresará tras la rotura de ligamentos, será el termómetro de las aspiraciones del equipo. En Independiente, las ambiciones internacionales no parecen ser compatibles con las chances en el torneo local. Habrá que ver cómo maneja ese aspecto el entrenador Antonio Mohamed.

Fuera de estos nombres, cualquier otro equipo que se pueda filtrar entre los candidatos merecerá el rótulo de sorpresa. Pero más allá de pronósticos, lo bueno es que la pelota vuelve a rodar, para que no se hable más de temas secundarios.

Compartir: 

Twitter
 

 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.