EL PAíS › EL DEFENSOR DE GRASSI DESISTIO DE DOSCIENTOS TESTIGOS

Acorralado para acortar tiempos

La estrategia de la defensa del sacerdote Julio Grassi ya fue advertida en las páginas de este matutino: había propuesto 230 testigos, retrasando todo el proceso judicial. Sin embargo, ayer los abogados de Grassi decidieron reducir el número a 30. Este cambio posibilitaría que la sentencia para este cura acusado de abuso sexual y corrupción de menores se conozca a fines de abril, según estimaron fuentes judiciales. El último testigo de la defensa declararía el 19 de marzo. La fiscalía ya presentó una lista de ochenta testigos, algunos de ellos compartidos con la querella.

Según la comunicación elevada por la defensa al Tribunal Oral de Morón, en la última semana de debate sus testigos serán peritos de parte que tuvieron relación con los tres damnificados, “Luis”, “Gabriel” y “Ezequiel”, mientras que también concurrirá un perito oficial que en su momento no fue presentado por la fiscalía. El cambio respondería a las críticas de la fiscalía y de la querella sobre las demoras en la presentación de la prueba de los abogados patrocinantes de Grassi. “Eran todos testigos de concepto”, fue una de las quejas escuchadas, es decir, que solo emitían sus opiniones sobre Grassi, pero no aportaban datos relevantes a la causa.

“Es totalmente inexacto que hayamos presentado testigos de concepto, lo que pasa es que para la fiscalía los testigos que hablan a favor de Grassi no son relevantes”, se atajó ayer Daniel Cavo, defensor del acusado. “Así como la querella y la fiscalía atribuyen la presunta demora en la presentación de nuestros testigos a una estratagema, creemos que ellos, con sus dichos, intentan ejercer una presión de la opinión pública ante la posibilidad cierta de que el resultado final del debate no sea el que esperan”, agregó Cavo.

Por otra parte, Grassi volvió a declarar ayer en lo que será su último testimonio antes de que quiera o no hacer uso de la palabra tras los alegatos. El abogado querellante, Juan Pablo Gallego, aseguró que “antes de dar testimonio el imputado dijo que no quería contestar preguntas, lo cual fue rechazado, ya que todavía Grassi no se dio cuenta de que está en un juicio y no frente a las cámaras de televisión”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.