EL PAíS › EL KIRCHNERISMO PRESENTO UN NUEVO PEDIDO DE JUICIO POLITICO CONTRA BONADIO EN EL CONSEJO DE LA MAGISTRATURA

La denuncia número 10 por mal desempeño

El secretario de Justicia, Julián Alvarez, explicó la repetición de casos en los que el juez Bonadio toma alguna decisión cada vez que se encuentra en una situación comprometida. “Extorsiona con sus causas”, denunció Alvarez.

 Por Irina Hauser

El juez federal Claudio Bonadio intimaba ayer a la AFIP a entregarle las declaraciones impositivas de Cristina Kirchner y su familia cuando al rato, con ese ejemplo servido, el secretario de Justicia, Julián Alvarez, anunciaba oficialmente en el plenario del Consejo de la Magistratura la presentación de un nuevo pedido de juicio político en el que lo acusa de extorsionar con sus investigaciones. La denuncia incluye casos en los que Bonadio tomó medidas clave o de alto impacto público en alguna causa relacionada con funcionarios del oficialismo justo después de que el Consejo lo citó a dar explicaciones por algún expediente que lo comprometía. Hubo consejeros del bloque opositor que desacreditaron la presentación en el fragor del plenario. En el mismo encuentro se repartió la titularidad de las comisiones, que en su mayoría serán comandadas por el kirchnerismo (ver aparte).

Como ya había anticipado, Alvarez, representante del Poder Ejecutivo en el Consejo, anunció en medio del plenario la nueva denuncia por mal desempeño contra el juez federal, que se suma a otros nueve expedientes acusatorios en su contra. Junto con su explicación informó a quienes lo escuchaban que Bonadio estaba llevando adelante el procedimiento para que el ente recaudador le entregue declaraciones juradas de la Presidenta. La primera reacción fue del radical Angel Rozas, quien le preguntó si simplemente estaba informando o si quería avanzar con la inclusión del tema al plenario (algo que era cantado que no sucedería). El representante de los jueces, Luis Cabral, intentó callar a Alvarez de entrada, con el argumento de que el tema “no estaba en el orden del día”.

Como uno de los argumentos del hombre del Poder Ejecutivo era que él se sentía extorsionado por el comportamiento de Bonadio en su condición de consejero, Gustavo Valdez (UCR) le replicó que no le pasaba en absoluto lo mismo. “Tenga paciencia, ya le va a llegar”, le devolvió, con humor, Héctor Recalde (Frente para la Victoria).

Al terminar la reunión, Alvarez repitió ante los micrófonos: “Todo el mundo lo sabe y lo tenemos que decir en voz alta: Bonadio es un juez que extorsiona con sus causas judiciales y está extorsionando al Consejo de la Magistratura, para que no avancen en los pedidos de juicio político por causas graves como la tragedia de Once, el juicio de los hemofílicos, Tandanor y Yoma, que suman nueve sobre un total de 69 que tuvo en su historia, con cero sanciones”.

Varias de esos casos se caracterizan por haberse prolongado en el tiempo al punto de prescribir. En momentos de mayor furia a lo largo del día, el número dos de Justicia volvió a referirse a Bonadio como un “pistolero, que está utilizando las causas judiciales como la (pistola) Glock que tiene en su casa”. “Que los medios concentrados digan lo que quieran. Yo quiero ser categórico: Bonadio nos extorsiona a través de las causas judiciales, es un juez de la servilleta, es un pistolero, no tiene antecedentes para ser juez de la Nación”, insistió.

Cabral, a quien se vio embarcado en una ola de solidaridad corporativa con el cuestionado Bonadio, retrucó envalentonado que el pedido de enjuiciamiento “por ahora es sólo un acto de propaganda”. “Queremos ver en qué lo fundamenta. Así que lo estudiaremos como cualquier denuncia que haya, pero la verdad, no me pareció muy sustancioso lo que explicaba”, señaló en referencia a lo que argumentó Alvarez durante el plenario.

Para graficar las bases de la nueva denuncia por mal desempeño, el joven funcionario del Ejecutivo sostuvo que en lo que va del año había podido contabilizar cuatro oportunidades en las que Bonadio utilizó un “accionar extorsivo a intimidatorio” para “condicionar al Consejo”. De todos modos comentó que el mecanismo “no es nuevo” y que en 2005 cuando el Ministerio de Justicia impulsó y logró su apartamiento del caso AMIA, llamó a indagatoria al titular de esa cartera, Horacio Rosatti. El detalle de las situaciones más recientes aparece en la presentación escrita.

Primero recordó que en febrero último, cuando los camporistas Alvarez y Eduardo “Wado” de Pedro asumieron como miembros del Consejo de la Magistratura, Bonadio citó a indagatoria al vocero presidencial Alfredo Scoccimarro y al ex jefe de Gabinete Juan Manuel Abal Medina, por una supuesta malversación de fondos por la utilización de Fútbol para Todos para transmitir un spot que cuestionaba a la gestión macrista. La Cámara terminó cerrando el expediente al no hallar delito.

El 20 de marzo Bonadio fue citado como sospechoso por los años que tardó en tramitar la causa sobre la privatización de Tandanor (de 2002 a 2009) y por los cinco años que tardó en llamar a indagatoria en una causa sobre el abuso en el régimen de promoción industrial de la curtiembre Yoma. El mismo día de su citación elevó a juicio oral una causa contra el ex secretario de Comercio Guillermo Moreno por supuesto abuso de autoridad al multar a consultoras privadas, de la que fue desplazado por la Cámara.

Tras ser llamado a dar explicaciones, el 7 de agosto, por demorar un caso en el que investiga el contagio de pacientes hemofílicos con VIH y hepatitis, Bonadio procesó a Amado Boudou por supuestas irregularidades en la documentación de la transferencia de un auto. La semana pasada, mientras el Consejo elegía con votos del oficialismo a la camarista Gabriela Vázquez como presidenta, el juez allanaba las oficinas de la empresa Hotesur, donde la Presidenta es accionista.

El expediente pasará a la Comisión de Disciplina y Acusación, donde se designará un consejero instructor. En plenario, para abrir el juicio político a un juez, hacen falta dos tercios de los votos de los presentes. Esto suele demandarle al kirchnerismo la alianza con algún juez, radical o abogado. Si bien la jueza Vázquez hasta ahora se perfila como aliada, es más difícil que lo sea en los casos contra sus colegas. Está por verse.

Compartir: 

Twitter
 

El secretario de Justicia, Julián Alvarez, fundamentó en el plenario la presentación contra el juez federal Bonadio.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.