SOCIEDAD

La partida que no fue

Que sí, que no, que a Cuba marcho yo... Finalmente, los cuatro lugares que debían ocupar Diego Maradona, su médico personal Alfredo Cahe, su abogado Héctor Leguizamón y otro acompañante, en el vuelo de Copa Airlines que partía a las 12.40 rumbo a Cuba, fueron ocupados, pero por otros pasajeros. En pocas palabras, Dieguito y comitiva no viajaron. A partir de allí se desató una serie de versiones, contraversiones y versiones de las contraversiones, señalando los motivos de tal impedimento. Primero se dijo que la Justicia aún no había autorizado el viaje de Maradona. Después se supo que los familiares del ex astro, que no ven con buenos ojos su partida a la isla, tienen un plazo legal para interponer un recurso que vence el próximo martes. Y hasta ese momento, Diego no podrá viajar.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.