DEPORTES › MASCHERANO Y ZANETTI SE REFIRIERON AL MAL MOMENTO DEL EQUIPO ARGENTINO

Los referentes dieron la cara

El capitán y el jugador con más presencias en la Selección aseguraron que el grupo sabe que se está jugando mal, hicieron una fuerte autocrítica y defendieron a Messi de las críticas. “El problema es de todos, no es de Lio”, coincidieron ambos futbolistas.

 Por Adrián De Benedictis

El empate sin goles ante Colombia dejó al seleccionado argentino en una situación incómoda en la Copa América, y por ello habrá una necesidad casi extrema de conseguir la victoria ante Costa Rica, el lunes próximo, en Córdoba. Dos de los principales protagonistas del plantel, Javier Zanetti y Javier Mascherano, dialogaron ayer con la prensa en el predio de Ezeiza, y dejaron en claro que deben reaccionar rápido para continuar con chances en el torneo. “En estos dos partidos las cosas no salieron, y esperamos ganar el lunes para que el camino sea otro”, indicó el experimentado Zanetti. Por su parte, Mascherano aclaró que son “conscientes de la situación en la que está Argentina. Depende de nosotros seguir adelante y cambiar lo malo que se hizo hasta este momento”. Las posibilidades de que el técnico, Sergio Batista, realice modificaciones en la formación volvieron a aumentar ayer, y serían tres las variantes para el próximo encuentro: Agüero por Lavezzi, Di María por Tevez e Higuaín por Cambiasso.

La despedida de la gente luego del duelo ante Colombia, con silbidos y algunos insultos, llegó de manera directa a los jugadores. “No nos gusta que nos despidan así –dijo Mascherano–. No pudimos jugar como queríamos, y por eso pensamos que el lunes empieza otra Copa para nosotros.” En ese sentido, Zanetti fue más allá: “Somos los primeros en querer jugar bien y ganar. La gente tiene todo el derecho de expresarse. Está en nosotros dar vuelta esto”. Y agregó: “No esperábamos un inicio de Copa como éste. Esto es fútbol y tenemos que corregirlo, porque así no se puede seguir”.

Otro de los puntos tuvo que ver con el rendimiento de Lionel Messi, la estrella del Barcelona español. Para Zanetti, que no era uno de los designados a hablar ayer, “el problema es de todos, no es de Messi. Y la discusión que tuvo con (Nicolás) Burdisso es porque todos buscamos lo mejor, son cosas del partido. Yo también discutí con Milito ante Bolivia, y es mi amigo. Si Lio se fastidia como nos fastidiamos todos es porque las cosas no salen”. Mascherano señaló al respecto que “la realidad es que el nivel individual no está siendo el mejor. Argentina no está mal por culpa de Messi, sino todo lo contrario. Supongo que él debe sentir frustración al querer y no poder hacer lo que tiene en la cabeza”. Y explicó que ellos mismos se dan cuenta “de la situación que se atraviesa. En este ciclo de Batista habíamos jugado buenos partidos y tenemos que tratar de recuperar eso. Hay poco tiempo para lamentarse y el lunes tenemos que jugar la primera final”.

El volante central piensa “en hacer un gran partido ante Costa Rica. Ganar hay que ganar, será más fácil si lo hacemos bien, y será más difícil si lo hacemos mal. Por eso las palabras están de más. La gente responderá de acuerdo con lo que vea en la cancha”.

“Charlamos mucho –contó Zanetti– entre nosotros, y sabemos que seguimos dependiendo de lo nuestro.” Y sobre el sistema de juego a emplear, resaltó que “la idea ha sido siempre tratar de tener mucho la pelota y aprovechar a los de adelante. No se pudo dar hasta ahora y hay que buscarle la vuelta”.

Mascherano reconoció que, particularmente, no cumplió tácticamente ante Colombia: “Yo me quedaba muy atrás porque fue una mala lectura mía del partido. Tenía que juntarme con los centrales sólo cuando se atacaba por afuera, pero me quedé demasiado estacionado en esa zona”. “Igualmente –siguió Mascherano–, creo que no estamos rindiendo como pretendemos. Hay que lamentarse rápido y tratar de construir algo que nos lleve a creer en nosotros mismos.” Y remarcó que “no es algo de egoísmo o individualidad. Al no rendir cada uno, lo colectivo no aparece, y así el problemas es de todos. Hay que dar un poco más de cada uno”.

Respecto de la opción de cambiar el diagrama 4-3-3 diseñado por Batista, Mascherano expresó: “Tengo la ventaja de haber trabajado con Batista en los Juegos de 2008 (Beijing). Allí se cambió el sistema y se terminó jugando bien, así que no sería un drama si tenemos que cambiar algo. El gran problema es que no estamos generando fútbol. Hay que ser más profundos”. Cuando hizo una comparación sobre las presiones que siente en el Barcelona y la Selección, el ex River señaló que “la presión es diferente en cada lugar, quizás en Barcelona no ha tocado vivir un momento así”.

El equipo volverá a entrenarse hoy a puertas cerradas, y el viaje a Córdoba está previsto para mañana por la tarde. Allí será la última escala del Grupo A, y se espera que no sea la última de la Copa.

Compartir: 

Twitter
 

El lateral Javier Zanetti durante la conferencia de prensa que brindó ayer en Ezeiza.
Imagen: AFP
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared