ECONOMíA › LOS INDUSTRIALES JUSTIFICAN MEDIDAS CONTRA EL PERSONAL POR LA CRISIS

Despido es “un hecho puntual”

Directivos de la UIA y de Uipba (bonaerense) afirmaron que no habrá más despidos ni suspensiones masivas como en General Motors. Lascurain dijo que tres sectores concentran el conflicto.

 Por Cristian Carrillo

“Es sólo un hecho puntual que responde a la crisis mundial”, manifestaron los directivos de la Unión Industrial Argentina para justificar la presión de algunas empresas por eliminar personal de forma preventiva. A pesar de ser la provincia que más aporta al producto bruto de toda la economía y de albergar los sectores con mayor perfil exportador, Buenos Aires no registra nuevos despidos ni suspensiones, más allá de los ya informados. “En la provincia no hay ningún caso como el de General Motors”, dijo el vicepresidente de la UIA, Osvaldo Rial, en referencia al megaconflicto en la terminal radicada en territorio santafesino.

Los popes fabriles desestimaron que las suspensiones con pago de un porcentaje del salario se convierta en la nueva arma de los empresarios para resguardarse de la turbulencia. Durante una reunión en la sede de Avenida de Mayo con motivo de la presentación de su próxima conferencia, la cúpula de la UIA insistió sobre los “peligros latentes” de la devaluación en Brasil. Se volvieron a autodefinir “a favor del diálogo” y descartaron una toma de posición respecto de las diferencias latentes entre el sector rural y el Gobierno.

El titular de la UIA, Juan Carlos Lascurain, dijo que “en la actualidad no hay muchos despedidos” y que “los problemas están concentrados en algunos sectores, como cueros, automotriz y frigoríficos”. “Despidos por las dudas”, como lo describió él mismo horas antes. Sin embargo, un relevamiento de la entidad entre las empresas asociadas da cuenta de que la cantidad “no es importante”, calificado desde la visión empresaria. Lascurain se manifestó también en favor de sentarse a una mesa de diálogo para solucionar el tema del empleo. “Fuimos llamados por el Gobierno para avanzar con el Acuerdo del Bicentenario, que fue postergado; nosotros estamos por el consenso y por la institucionalidad del diálogo. Es por eso que apoyamos la conformación del Consejo Económico y Social”, explicó.

Los industriales coincidieron al afirmar que no alientan suspensiones de personal con reducción de salario como alternativa a los despidos. Consideraron que el entendimiento entre la automotriz General Motors y el Smata de Rosario es un “caso puntual” y no un modelo de negociación que pueda ser imitado. “Es algo que se puede arreglar con los trabajadores en el seno de la empresa, como la eliminación de las horas extras, pero no es una alternativa simpática para nadie”, dijo Lascurain.

Rial aseguró que en la provincia de Buenos Aires “no existe actualmente negociación como la de General Motors”. “En ese caso tuvo más que ver con el resultado de la firma en el mundo, afectada por la crisis, y la decisión de mantener el empleo”, agregó el presidente de la Unión Industrial bonaerense. Los empresarios allí enrolados firmaron un compromiso de diálogo con los sindicatos de la provincia para abordar de manera integral el problema del empleo.

Como era previsible, el tipo de cambio local y la devaluación brasileña estuvieron presentes. “El tema está latente”, irrumpió Lascurain. Si bien afirman que la economía está “más diversificada que en otros tiempos” en cuanto a destinos, la pérdida de competitividad con el principal socio comercial, Brasil, “está presente entre los industriales todos los días”.

Finalmente, evitaron un nuevo pronunciamiento sobre la eliminación de las AFJP y remitieron su opinión “a los dos comunicados que oportunamente sacamos”. “Seguramente hoy (por ayer) se convertirá en ley”, dijo Lascurain con “poco entusiasmo”. La UIA se había manifestado con tono crítico respecto de la estatización de las jubilaciones; incluso en defensa de la administradoras.

La decimocuarta Conferencia Industrial, que se realizará el lunes y martes de la semana que viene en Pilar, tiene al empresario avícola Roberto Domenech como presidente. “Es un empresario agroindustrial, dirigente de muchos años, que le agrega valor a sus productos”, lo presentó el titular de la UIA. A pesar del perfil agropecuario de Domenech, el encuentro de la semana próxima carece de presencia del sector rural. “La elección de Roberto es independiente del sector al que representa, sino más bien por sus características personales”, reforzó Lascurain. Al ser consultado por este diario, remarcó que “no existe en la designación alguna vinculación con el conflicto del campo”.

En cambio, la crisis financiera mundial será el “ingrediente” que sazonará la conferencia. Los pedidos de los industriales volverán sobre una Ley de Riesgos del Trabajo, la propuesta de desgravar utilidades y mayor financiamiento. Desde el Gobierno, el acuerdo del Bicentenario. Al momento la UIA confirma la presencia del ministro de Economía, Carlos Fernández; el gobernador bonaerense Daniel Scioli, y el secretario de Industria, Fernando Fraguío. Esperan poder contar también con la presencia de la presidenta Cristina Fernández. “Los pedidos a la Presidenta se los hacemos en privado”, ironizó Lascurain.

Compartir: 

Twitter
 

Lascurain y Rial, presidente y vice de la Unión Industrial.
Imagen: Pablo Piovano
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.