EL PAIS › EL OFICIALISMO Y LA OPOSICION QUIEREN REUNIR HOY A LOS DIPUTADOS CON SUS PROPIAS INICIATIVAS

Dos sesiones convocadas y cero certeza

El sector más duro de la oposición mantiene su idea de sesionar con un temario que incluye elevar el mínimo no imponible de Ganancias. El oficialismo insiste con la regulación de las prepagas. No se sabe cuál conseguirá quórum.

 Por Miguel Jorquera

Las negociaciones de última hora dejaron más dudas que certezas y, sin acuerdo sobre el temario, las dos sesiones especiales convocadas para hoy en la Cámara de Diputados –una desde el oficialismo y otra por la oposición– podrían fracasar. El bloque kirchnerista propuso incorporar a su propio temario –regulación de las empresas de medicina prepaga y la ley contra el lavado de dinero– el proyecto opositor de acceso a la información pública. Pero el sector más duro de la oposición –CC y PRO– rechazó la propuesta y mantuvo su postura de incorporar también al orden del día la regulación de la publicidad oficial y la restructuración por ley del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias. Ayer por la noche, los bloques de centroizquierda –Proyecto Sur, PS y el GEN– proponían asistir a ambas convocatorias. La gran incógnita es cuál de ellas reunirá el quórum necesario para sesionar.

El frágil acuerdo para sesionar al menos una vez al mes en la Cámara baja con temarios acordados en medio de un complejo y diversificado cronograma electoral duró menos que un suspiro. Desde la apertura del año parlamentario, el 1º de marzo, sólo hubo dos sesiones consensuadas y otros tantos intentos aislados y sin acuerdo terminaron en fracaso.

Para hoy, el Frente para la Victoria y el núcleo duro opositor –UCR, PF, CC y PRO– convocaron a sesiones especiales por separado. Aunque los bloques de centroizquierda decidieron asistir a ambas convocatorias, ni oficialistas ni opositores sabían con certeza si podrían alcanzar quórum.

La puja arrancó la semana pasada. Después del fracaso de intentar sesionar con proyectos propios, los oposición más dura decidió no negociar con el bloque K una convocatoria común y propusieron una sesión especial para hoy a las 10 que incluye la media sanción para la regulación de la medicina prepaga y la ley de lavado, pero sumando dos iniciativas de cosecha propia: la regulación de la publicidad oficial e imponer por ley la modificación del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias. El oficialismo elaboró también su propia convocatoria a una sesión especial, para hoy a las 14 y con solo dos temas: prepagas y ley de lavado.

Esta semana, sin la certeza de que alguno de los dos sectores lograra por separado sentar en el recinto los 129 diputados necesarios para abrir sesión, comenzaron las negociaciones que se cerraron anoche sin acuerdo. El FpV propuso sumar al temario el proyecto de acceso a la información pública con algunos cambios. El kirchnerismo se niega a que el órgano de control de la futura legislación no alcance al sector privado, como en el caso de los concesionarios de servicios públicos.

La UCR había dado muestras de un principio de acuerdo, pero el macrismo y los legisladores de Elisa Carrió se opusieron: condicionaron la unificación de las sesiones a que se incorporaran al debate publicidad oficial e Impuesto a las Ganancias. Con posturas encontradas, los negociadores opositores Silvana Giúdici (UCR), Horacio Piemonte (CC), Gabriela Michetti y Paula Bertol (PRO), y Zulema Daher y Enrique Thomas (PF), se retiraron del encuentro con el oficialismo.

“Ellos saben que no hemos cambiado las reglas de juego y que el oficialismo no va a dar quórum en temas que considera conflictivos. La oposición es mayoría en la Cámara y en todas las comisiones, no pueden decir que nosotros somos los que ponemos trabas para sesionar”, dijeron casi a coro las dos legisladoras oficialistas que participaron de las negociaciones, Patricia Fadel y Teresa García.

Por separado, Proyecto Sur, el socialismo y el GEN discutían una salida a la encrucijada. Todos ellos coincidían en la necesidad de que el proyecto de ley para regular a las empresas de medicina prepaga no volviera a naufragar. Por eso decidieron que asistirían a ambas convocatorias, aunque los socialistas lo terminarían de definir recién hoy por la mañana con todos los legisladores de su bloque.

Con la postura asumida por los bloques de centroizquierda, oficialistas y opositores dejaron las negociaciones de lado para pasar al punteo de su propia fuerza. Ambos están complicados y ninguno podía afirmar que alcanzaría el preciado número del quórum. En uno y otro lado tienen a muchos de sus legisladores en medio de las campañas electorales en sus territorios y hasta la CC, que contaba hasta ahora con asistencia perfecta en cada convocatoria, tendrá sus propias bajas: Carrió está de viaje por Estados Unidos junto a los diputadas Patricia Bullrich y Elisa Carca. La única certeza es que si alguno de los dos bandos en pugna logra reunir quórum, el otro estará preparado para bajar al recinto y dar debate.

Compartir: 

Twitter
 

El recinto de la Cámara de Diputados será escenario de otra pulseada entre el oficialismo y la oposición.
Imagen: Télam
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared