EL PAíS › DECLARO LA EX POLICIA QUE DESCUBRIO LA VALIJA

“El se hizo responsable”

La ex integrante de la PSA ratificó que Antonini dijo que era el dueño de la valija. Señaló que algún pasajero pudo llevarse su equipaje por un pasillo paralelo, pero que ella vio a Claudio Uberti salir sin valijas.

 Por Irina Hauser y
Raúl Kollmann

La ex integrante de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) María Luján Telpuk ratificó ayer que Guido Antonini Wilson dijo espontáneamente que él era el dueño de la valija en la que luego se encontraron los 800 mil dólares. Además, el Gordo era casi la única persona que todavía esperaba el equipaje en ese momento, dado que los demás pasajeros ya habían recogido sus valijas y se subieron a los autos que los esperaban. Eso también demostraría que la valija era suya. “El se hizo responsable desde el primer momento; no dudó, no dijo que el dueño se fue ni nada. Estaba muy tranquilo desde el primer momento y dijo que él era el dueño”, señaló textualmente en su declaración de ayer ante el juez Daniel Petrone. Telpuk, además, sostuvo que revisó con el scanner todas las valijas que bajó el piloto del avión, lo que descartaría que por allí haya pasado la otra valija u otras valijas de las que habla Antonini Wilson en Miami. Agregó que tal vez algún pasajero pudo llevarse su equipaje caminando por un pasillo paralelo, pero que ella vio a Claudio Uberti salir vistiendo traje y sin llevar ninguna valija.

La declaración de Telpuk –en la que estuvieron presentes los fiscales María Luz Rivas Diez y Mariano Borinsky, y el defensor de Uberti, Diego Pirota– pasó a tener importancia para evaluar dos aspectos señalados por Antonini Wilson en Miami:

n El Gordo dijo en La Florida que la valija no era de él sino de Uberti y que ni siquiera sabía qué contenía.

n Antonini Wilson afirma que en el avión venía otra valija, o dos valijas –no queda claro–, con 4.200.000 dólares o 5.200.000 dólares, algo que tampoco queda claro en sus declaraciones.

Con respecto a la propiedad de la valija, Telpuk pareció dejar pocas dudas. La escena que la policía aeroportuaria describe –y en esto coincide con el funcionario de la Aduana, Jorge Lamastra– es que quedaban por revisar una valija y un paquete de regalo. Como a Telpuk le pareció raro el contenido, ya que parecían libros, el pidió al piloto que averigüe quién era el dueño del equipaje.

Los únicos pasajeros que todavía estaban esperando por sus valijas eran Antonini Wilson y Daniel Uzcátegui, hijo del presidente de PDVSA, que le hacía compañía. “Antonini Wilson se acercó solo hacia el scanner y preguntó: ‘Sí, ¿qué pasa?’. Ahí le pregunté si la valija era suya y me dijo que sí”, contó ayer Telpuk.

La otra demostración de que Antonini sabía perfectamente que en la valija había dinero es que cuando le preguntaron que contenía dijo, primero, libros, luego, papeles, y finalmente 60.000 dólares. Esto evidencia que conocía que adentro no había ropa o las cosas más habituales en valijas, y la referencia a los libros es porque en el scanner se ven bastante parecidos a los fajos de billetes. Ayer, Telpuk no hizo referencia al acta que se laboró aquella noche y en la que consta, con la firma de Antonini, que la valija era suya. Eso se hizo después en la oficina de la Aduana.

El otro punto clave de la declaración de la joven tiene que ver con la posibilidad de que en el vuelo hubieran entrado otras valijas. Telpuk contó que el piloto bajó del avión las valijas en un carro y que todas las valijas de ese carro fueron puestas en la cinta del scanner y ella las revisó. En esto se contradice con el funcionario de la Aduana, Lamastra, quien aseguró que se hacía un control selectivo. Ayer Telpuk ratificó su postura: todas las valijas que trajo el piloto fueron revisadas. “Era imposible que el piloto le diera una valija sin controlar a algún pasajero. Les dio sí o sí todas las valijas que yo había pasado por el scanner.” En verdad, complementaría sus dichos la declaración del piloto, Daniel Pucciarelli, quien ya dio su versión dos veces en el expediente. Según se sabe, el piloto dijo que todas las valijas del avión fueron puestas en el carrito y luego transportadas hasta la cinta del scanner. Aún así, es casi seguro que Pucciarelli será llamado a declarar nuevamente, porque ahora hay que corroborar o desmentir lo que dijo Antonini en Miami.

Telpuk dijo ayer que no puede asegurar que hayan pasado valijas sin revisar porque ella no subió al avión para verificar si allí quedó algo de equipaje y porque algún pasajero podría haber pasado, por un pasillo contiguo, paralelo, con alguna valija. De todas maneras dio a entender que sería equipaje de mano y, además, mencionó que Uberti sí pasó delante de ella y no llevaba ninguna valija. De acuerdo al cálculo hecho por una casa de cambios consultada por PáginaI12, los 800 mil dólares, en billetes de 50, pesaron unos 16 kilos. Si hubo otros 4.200.000, en billetes de 50, hubieran significado 80 kilos y en billetes de 100, 40 kilos. En este último caso se trataría de una valija muy grande.

Compartir: 

Twitter
 

La ex integrante de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) María Luján Telpuk.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.