EL PAIS › EL CONSEJO DE LA MAGISTRATURA DIO POR CONCLUIDA LA SUPLENCIA DEL JUEZ LUIS CABRAL EN CASACION

Final para el subrogante permanente

En reemplazo de Cabral ayer juró Claudio Marcelo Vázquez. Protestas del radicalismo y de la Asociación de Magistrados.

 Por Irina Hauser

El Consejo de la Magistratura dio por terminada la subrogancia del juez Luis Cabral en la Cámara Federal de Casación Penal, donde había sido nombrado en 2011 a dedo, sin el sorteo entre integrantes de cámaras y tribunales orales que prevé la ley. La decisión –que no está relacionada con aquella irregularidad sino con una nueva legislación sobre las suplencias– entró ayer mismo en vigencia y como reemplazante juró Claudio Marcelo Vázquez, un abogado de la lista de conjueces del Poder Ejecutivo. La iniciativa fue promovida por el secretario de Justicia y consejero, Julián Alvarez, y respaldada por el oficialismo junto con la titular del organismo, la camarista laboral Gabriela Vázquez. Todo indica que Cabral podría presentar un amparo para cuestionar la resolución, contra la cual él votó como consejero. La Asociación de Magistrados y el radicalismo protestaron y relacionaron el fin de su suplencia con el inminente fallo sobre la validez constitucional del Memorándum con Irán en Casación, del que debía participar el próximo martes.

En la Cámara de Casación hay cuatro vacantes en total (de trece cargos) y una jueza (Angela Ledesma) de licencia. Por eso el Consejo, además de reemplazar a Cabral por Vázquez, nombró como subrogantes a otros dos integrantes de la lista de conjueces del Ejecutivo con acuerdo del Senado, Norberto Frontini y Roberto Boico, y prolongó la suplencia de Mariano Borinsky, integrante de la propia cámara así como la de Liliana Catucci. Sólo en estos dos últimos casos la votación de los consejeros fue unánime. Los conjueces recibieron siete votos a favor y cuatro en contra. Vázquez es de la provincia de Buenos Aires y ya subrogó como juez de ejecución penal (el que debe controlar el cumplimiento de las sentencias); Frontini es asesor del Ministerio de Justicia y Boico es un constitucionalista socio de Eduardo Barcesat.

El Consejo había convocado a un plenario extraordinario cuatro días antes, a raíz de una nota enviada por la presidenta de la Casación, Ana María Figueroa. Allí la jueza informaba la situación de las subrogancias teniendo en cuenta que el 17 de junio entró en vigencia una nueva ley (27.145), que le quitó a esa cámara la facultad de designar jueces transitorios para cubrir vacantes y se la dio al Consejo de la Magistratura. Todas las subrogancias, informó, vencían el 30 de junio. Sólo la designación de Cabral aparecía como más imprecisa: en lugar de ponerle fecha de vencimiento, sus propios colegas casadores dejaron por escrito que continuaría hasta que la vacante sea cubierta “según el sistema institucional”. “Interpretamos que el sistema institucional es lo que estableció la nueva ley de subrogancias: que el Consejo es el que designa”, dijo a Página/12 la jueza y consejera Vázquez, en respaldo a la propuesta del oficialismo. Incluso por esa razón, el nombramiento de Cabral caducó de inmediato, y el del resto caerá la semana próxima.

“La decisión que se pretende es irregular, ilegal y contradice el principio de inamovilidad de los jueces; es la pretensión de excluirme de un órgano jurisdiccional con otras motivaciones que me gustaría que se expresen”, regañó Cabral en la discusión en el Consejo. Alvarez justificó que recurría a la lista de conjueces para cubrir los tres lugares de la Sala I, que integraba Cabral, por ser la más ineficiente de todas en términos estadísticos. En medio de la reunión de la Comisión de Selección, dijo que resolvió el 19 por ciento de las causas en los últimos cinco años, mientras que la Sala II resolvió el 25 por ciento, la III, el 27, y la IV, el 29. “Me sorprende y lamento la forma en que se quiere interpretar la ley”, insistió Cabral, y el juez de Bariloche Leónidas Moldes saltó en su apoyo, al que se sumaron los abogados Adriana Donato y Miguel Piedecasas. La mayoría estuvo integrada por Alvarez, Vázquez, los diputados Héctor Recalde y Anabel Fernández Sagasti, los senadores Pablo González y Ruperto Godoy y el académico Jorge Candis.

El efecto más inmediato de la salida de Cabral es que fue suspendida la audiencia prevista para hoy en la causa sobre los sobornos en el Senado. Casación debe revisar esa sentencia. Es una causa compleja que, a partir de esta situación, sufrirá una demora. Para hoy también estaba prevista una deliberación en la causa sobre el Memorándum con Irán. Sobre su constitucionalidad, cuestionada por AMIA-DAIA, Casación –con intervención de Cabral, Figueroa y Juan Carlos Gemignani– iba a resolver el martes que viene.

El cargo original de Cabral es el de juez del Tribunal Oral Nº 9, donde tenía licencia. En septiembre de 2011, el ex juez de Casación Raúl Madueño lo invitó a subrogar cuando acababan de desembarcar cuatro nuevos casadores designados por el kirchnerismo (Alejandro Slokar, Borinsky, Gemignani y Figueroa). Cabral era un exponente de la Asociación de Magistrados, que presidía, y solía mostrar gran habilidad negociadora. Fue denunciado por el fiscal Jorge Auat y el CELS, pero consiguió respaldo para seguir. Catucci le llegó a inventar la categoría de “subrogante permanente”. Firmó fallos como el sobreseimiento de Fernando de la Rúa por los asesinatos del 19 y 20 de diciembre de 2001 y revocó la absolución de Carlos Menem por la venta ilegal de armas.

La Asociación dijo que el desplazamiento es “irregular” y que recurrirá a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (aunque allí se llega después de litigar en la Justicia local), Naciones Unidas y asociaciones internacionales de jueces. Asoció la decisión con los casos del Memorándum y de Hotesur (donde se investiga a Cristina Kirchner). En esa línea, difundió un comunicado el diputado radical y consejero Gustavo Valdés, quien faltó al plenario y también cuestionó la validez constitucional de la ley de subrogancias. Cabral tenía una placa dorada con su nombre en la puerta del despacho de subrogante, ayer cerró con llave y se fue pero podría presentar un amparo para que lo repongan. Figueroa le tomó juramento ayer mismo al reemplazante.

Compartir: 

Twitter
 

Cabral había sido nombrado en 2011, sin el sorteo previsto por la ley.
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.