EL PAíS › ROSANA BERTONE, CANDIDATA A VICEGOBERNADORA

“No sé si es mi voz o no”

 Por M. P.
desde Ushuaia

La candidata a vicegobernadora del Frente para la Victoria, Rosana Bertone, tiene su casa en el barrio Los Fueguinos, sobre una de las laderas de la montaña que corona esta bellísima ciudad. En el suelo hay un centímetro de nieve helada, pisarla es como romper la capa de caramelo de un flan. Bertone es diputada nacional, preside la estratégica comisión de Energía y Combustibles. Es una joven abogada de 35 años y tiene una excelente relación con el matrimonio Kirchner. “Me siento representada por el proyecto”, dice a Página/12. Bertone es el centro de todas las noticias, de los últimos comentarios de la campaña fueguina: hace menos de 48 horas que su imagen y su voz aparecieron en el sitio de Internet Youtube (donde los usuarios “cuelgan” videos caseros). En uno de los audios en cuestión, se la oye decir “no puedo ir de vice de un tipo que mandó matar gente”.

Bertone dice que el responsable de la difusión de esa conversación privada es el principal adversario del Frente para la Victoria, el intendente de Ushuaia y dirigente del Movimiento Popular Fueguino (Mopof), Jorge Garramuño. “El miércoles y jueves, él (por Garramuño) anunció que poseía diez videos de la oposición (municipal), pero que no los quería usar porque no se quería meter en la vida privada. Aunque no bien lo dijo, aparecieron en Internet estas imágenes, estos videos”, acusa. “Quiere tapar un hecho de corrupción que afectó a su hombre de mayor confianza.”

Bertone estuvo todo el día en la boca de los medios locales y nacionales. Su nombre apareció en medio del segundo capítulo de la oscura campaña fueguina, plagada de acusaciones judiciales y operaciones políticas. La difusión de grabaciones ilegales realizadas en su domicilio fue la comidilla de la jornada. Bertone no lo tomó como un hecho más de la pelea electoral. Como la difusión de esos audios implica un delito, pensó en impulsar una acción penal. Curiosamente, un candidato del ARI que critica muy duro a la gestión de Cóccaro (“habla de Estado rufián, fascista, la mafia”), el abogado Manuel Raimbault, se ofreció para patrocinarla en la Justicia.

“Estoy muy dolida. Esto ha sido una clara invasión a la intimidad de las personas. Si se lo hacen a una diputada nacional no quiero imaginar lo que pueden hacerle a una persona común”, denuncia Bertone.

–¿Qué dice sobre el contenido de esas grabaciones?

–Nuestro opositor, Jorge Garramuño, dijo que tenía diez videos sobre sus adversarios pero que no los quería difundir. Editaron, pegaron, cortaron y refritaron. O quizá son cuestiones que se dijeron en otro momento. No sé si es mi voz o no. Me siento indignada por esta cuestión. Quieren hacer confundir a la gente. Están tratando de ver si pueden reposicionarse después de los que les pasó con su primer candidato a legislador, Wolaniuk (N.de la R.: fue filmado mientras guardaba un dinero en una bolsa que le habían pagado los integrantes de una cooperativa). Que pasen lo que quieran, los demás videos si quieren, porque yo no tengo actos de corrupción. Los otros videos deben mostrar cuestiones de mi vida privada. No tengo nada que ocultar, yo tengo una hija de doce años. Nuestro rival mandó a distribuir los videos a la salida de los supermercados.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • “No sé si es mi voz o no”
    Por M. P.
    desde Ushuaia
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.