18:02 › CRISIS EN EL CáUCASO

Georgia retira sus tropas de la capital de Osetia del Sur

Luego de 3 días de combates en el Cáucaso, el jefe del Estado Mayor ruso, general Anatoly Nagovitsyn, confirmó hoy que las fuerzas georgianas comenzaron a retirarse de Tsjinvali, capital de la región separatista georgiana de Osetia del Sur, y que sus fuerzas controlan la mayor parte de la capital.

El presidente ruso, Dimitri Medvédev, instó a una retirada "completa e "incondicional" de Georgia mientras la aviación rusa bombardeó una base militar a las afueras de la capital georgiana e instalaciones cercanas al aeropuerto internacional, según informa el Ministerio de Interior georgiano.

Medvedev agregó que Georgia debe firmar inmediatamente, además, un compromiso formal de no atacar a la región separatista.

Las fuerzas georgianas luchan desde hace varios días contra las fuerzas rusas en Osetia del Sur en el marco del conflicto que existe en Georgia por esta región, que en los tres primeros días dejó un saldo de al menos 2 mil muertos y 30 mil desplazados.

El Ministerio de Asuntos Exteriores georgiano informó que están dispuestos a entablar conversaciones con Moscú y afirmaron que enviaron una nota oficial a la Embajada rusa en Tbilisi.

El gobierno ruso admitió haber recibido la nota pero negó que e haya producido un alto al fuego en las hostilidades por parte de las fuerzas georgianas.

En tanto, el presidente de Georgia, Mijail Saakashvili, acusó hoy a Moscú de haber bombardeado varias veces el aeropuerto de Tbilisi, según la agencia de Internet georgiana "Civil Georgia"

Según Saakashvili, tres bombas cayeron hoy sobre unas instalaciones destinadas a la modernización de aviones militares georgianos, ubicadas a 200 metros del aeropuerto.

Rusia, no obstante, desmintió hoy haber bombardeado el aeropuerto informó la agencia Interfax, que citó al Ministerio de Defensa ruso.

"Esta desinformación fue difundida por la parte georgiana para inducir a error a la comunidad internacional sobre los eventos en curso en Osetia del Sur", dijo un representante del ministerio citado por Interfax.

En Nueva York, en tanto, el embajador estadoundiense en la ONU, Zalmay Khalilzad, dijo tras una reunión de urgencia del organismo que su gobierno quiere forzar la votación en el Consejo de Seguridad de la ONU de una resolución que obligue a un alto el fuego en el sur del Cáucaso.

La reunión fue escenario de un nuevo roce diplomático entre Washington y Moscú, iniciado cuando Khalilzad acusó a Rusia de boicotear los esfuerzos por lograr la paz en Georgia y continuar bombardeando a la población civil incluso fuera de la zona en conflicto.

Horas antes, la Casa Blanca había lamentado la "peligrosa y desproporcionada" respuesta rusa al conflicto con Georgia, al tiempo que advirtió de que el comportamiento de Moscú podría tener un "impacto significativo a largo plazo" en las relaciones bilaterales entre ambos países.

El embajador ruso en la ONU, Vitali Churkin, acusó a Estados Unidos de "hacer propaganda" en vez de busar una verdadera solución.

Más temprano, el secretario general de la ONU, Ban Ki-Moon, había pedido un "inmediato alto el fuego" en la región del Cáucaso, tras exigir que todas las tropas no autorizadas abandonen la zona del conflicto.

Ban dijo sentirse alarmado por la escalada de la violencia en Georgia, y la extensión de las hostilidades más allá de la zona de conflicto de Osetia del Sur.

El conflicto involucró también a Abjazia, la otra región separatista, cuyo mando militar aseguró haber avanzado contra posiciones georgianas en el distrito de Gali y en la zona superior del valle de Kodori, unos 100 kilómetros al norte.

Al igual que en Osetia del Sur, también en Abjazia hay desplegadas tropas de paz rusas.

El gobierno abjazo reclama la totalidad del valle de Kodori como su territorio. "Hemos exigido a las tropas georgianas que abandonen territorio abjazo, pero se niegan (a hacerlo)", declaró un portavoz militar de la provincia en la capital Sujumi.

Desde la desintegración de la Unión Soviética a finales de 1991 una y otra vez estallaron numerosos conflictos armados en este vasto territorio, de los cuales ninguno desestabilzó toda la región, aunque tampoco se lograron soluciones duraderas.

Estos conflictos, (Transnistría, Abjasia, Chechenia, Alto Karabaj, Uzbekistán, Tayikistán) se vinculan estrechamente a la política de nacionalidades soviética, que unió o separó arbitrariamente a los pueblos de la unión, como sucede actualmente en la región separatista georgiana de Osetia del Sur.

Compartir: 

Twitter
 

 
ULTIMAS NOTICIAS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.