UNIVERSIDAD › EL CONSEJO ESCOLAR SESIONA PARA VOTAR A SUS CANDIDATOS A RECTOR

Segundo intento en el Pellegrini

Tras la suspensión de la semana pasada, hoy vuelve a reunirse el Consejo Escolar Resolutivo. De los doce postulantes que se presentaron, sólo cinco tienen posibilidades de ser votados. La decisión final la tomará la UBA.

Hoy se reanudará la sesión del consejo de la Escuela Carlos Pellegrini para votar una terna de candidatos a rector. Tras pasar a cuarto intermedio el viernes pasado, la sesión volverá a reunir esta tarde a los representantes docentes y estudiantiles para definir los tres nombres que elevarán al Consejo Superior de la UBA, que finalmente nombrará a la nueva autoridad del colegio. Doce propuestas fueron presentadas, pero sólo cinco parecen tener chances de llegar a la universidad. Perla Faraoni, docente de lengua y literatura, apoyada por la mayoría estudiantil; Marcelo Roitbarg, ex docente del colegio y profesor en Facultad de Ciencias Económicas, impulsado por docentes de AGD; Claudia Ploncyzk, actual rectora interina, así como el profesor Juan José Esturo, son los candidatos de los docentes de mayoría (UTE), quienes también dirigirían votos hacia Alejandro Barrios, el profesor de economía que respalda la minoría estudiantil.

La sesión se hará desde las 15. El Consejo de Escuela Resolutivo (CER) tiene hoy doce miembros: cinco por la mayoría docente (Agrupación Siglo XXI, cercana a UTE); tres por la minoría docente (Consenso Democrático, cercana a AGD); tres por la mayoría estudiantil (Lista 39, izquierda independiente) y uno por la minoría estudiantil (Frente 26 de Julio, kirchnerista). Los graduados fueron excluidos del CER en una decisión que generó polémica.

Los datos que manejan todos los sectores darían un empate entre cuatro candidatos: Faraoni y Roitbarg ingresarían por el lado de AGD y la mayoría estudiantil; Barrios y Ploncyzk (o Esturo), por el sector de UTE y minoría estudiantil. En caso de darse el empate, hay discrepancias sobre cómo se resolvería. Desde la UTE dicen que el presidente de la sesión desempataría y subirían sólo tres candidatos. En AGD replican que la UBA ya sentó jurisprudencia en la elección del Colegio Nacional de Buenos Aires del año pasado, cuando resolvió que subieran cuatro candidatos.

El cuarto intermedio dispuesto el viernes pasado dejó una semana de mutuas acusaciones. Por un lado, los docentes de UTE y un sector de padres y estudiantes critican la posición de AGD, por haber habilitado la postulación de Roitbarg, a quien cuestionan duramente, además de asegurar que no tiene vínculos con el colegio pero sí con el Rectorado de la UBA. Por el otro, desde AGD y sectores de estudiantes y padres disparan contra Barrios y apuntan contra su conducta en la escuela. Lo cierto es que tanto Roitbarg como Barrios dan aire a los gremios docentes enfrentados, ya que funcionan como una nueva opción, a nivel de la UBA, que incluso tendría mayores posibilidades que sus candidatos propios.

“Nuestro proyecto ofrece un punto medio entre la escuela de UTE y la de AGD. Buscamos una escuela jerárquica, pero democrática –dijo Alejandro Barrios a Página/12—. Rescato el trabajo del ex rector (Abraham) Gak, porque entré por esa gestión. Soy un continuador de esa tradición, pero hasta diría que con más democracia interna. El Pellegrini tiene que dejar de ser una escuela de elite, no puede seguir excluyendo a los sectores más bajos de la sociedad, y para eso hay que democratizar el ingreso.” Barrios es profesor titular de economía del colegio, aunque el año pasado tomó licencia para ocupar el directorio de la Comisión Nacional de Comercio Exterior, dependiente del Ministerio de Industria nacional. A las acusaciones que recibe, Barrios responde: “Los mails ofensivos que han circulado son de un grave tono, y vale aclarar que no se corresponden con la realidad”.

“En la escuela hay un gran nivel de enfrentamiento, la única forma de solucionarlo es acercar posiciones generando diálogo, y para eso tiene que haber concesiones recíprocas –le dijo a este diario Marcelo Roitbarg–. Es un proceso que tiene que estar acompañado por la universidad. El modelo de colegio que proponemos es una apuesta por lo humanístico y por lo experimental, pero creo que ninguno de los proyectos se escapó de eso.” En cuanto a las acusaciones que recibió, Roitbarg responde: “El agravio gratuito es complejo porque no da posibilidad de defenderse, es una mentira de patas cortas. Debemos estar por encima de todo esto y aportar al proyecto institucional”.

Durante esta semana, la UBA mantuvo reuniones por separado con once de los doce postulantes a rector. Lo hizo con la colaboración de la flamante Comisión de Asesoramiento Académico de Nivel Secundario, que aconsejará a la universidad de ahora en más en “cuestiones académicas e institucionales”. Los candidatos que vote el CER no serán vinculantes, es decir que la conducción de la universidad podría apartarse de lo que se defina en el consejo, pese a lo que reclama la comunidad de la escuela y al compromiso que el año pasado asumió el Rectorado de la UBA.

Informe: Agustín Saavedra.

Compartir: 

Twitter
 

Sin los graduados, el CER está formado por ocho docentes y cuatro alumnos.
Imagen: DyN
 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.