DEPORTES › INDEPENDIENTE ARRANCO CON UNA DERROTA ANTE BROWN DE ADROGUE

Brindisi pidió perdón a la gente

El conjunto de Avellaneda debutó en la segunda categoría con una caída inesperada en un Libertadores de América colmado de hinchas que, tras la derrota, reprobaron con silbidos la floja actuación del equipo “en todas sus líneas”.

Independiente empezó con el pie izquierdo su andar en la B Nacional al perder ayer, en la primera fecha, frente a Brown de Adrogué por 2-1, como local. El equipo que dirige Miguel Angel Brindisi entregó una mala imagen y no pudo contra el humilde Brown de Adrogué, que también jugó su primer partido en la B Nacional, después de haber ascendido desde la Primera B en el último semestre. “Pido perdón a la gente”, se disculpó Brindisi con el público, que al final del partido silbó y repudió al equipo.

Sólo quince minutos se mantuvo el marcador en cero, quebrado por Matías Fabro, surgido en Independiente, que superó al arquero Assman con un remate desde la izquierda después de ganarle las espaldas al lateral derecho de Independiente. “Estuve trece años en el club y sería un desagradecido si los gritara”, dijo Fabro sobre su gol, que no festejó, sino que, en cambio, pidió dispculpas a las tribunas.

Montenegro le devolvió la esperanza a Independiente, que no podía profundizar en ataque, convirtiendo un penal cometido a Zapata, en una de sus crecidas por izquierda. A pesar del empate, los nervios no se alejaron del estadio Libertadores de América, sino que fueron constantes durante los 90 minutos de juego en el plantel de Independiente, que en minutos adicionales sufrió la expulsión de Zapata, por una pelea con Díaz.

En el segundo tiempo, Independiente no mejoró y repitió los mismos errores en ataque y la imposibilidad de armar juego asociado, mientras que Brown se mantuvo bien parado en el medio y respondió en varias ocasiones de contraataque, llevando peligro al arco defendido por Assman. El local mostró una imagen pálida, parecida a la del final del último torneo Final 2013, en el que descendió a la B Nacional, y recibió el gol de la derrota a los 17 del segundo tiempo, después de que Fabro, el mejor jugador del equipo de Adrogué, elaborara una jugada por derecha y habilitara a Barbosa, que tiró un centro para que Sproat convirtiese el 2-1. Independiente no tuvo respuesta desde lo anímico y ni siquiera el esfuerzo de su mejor jugador, Montenegro, alcanzó para el empate.

“Es muy poco lo que nos queda de positivo”, dijo luego de la primera derrota en la B Nacional el técnico Brindisi, que agregó que el equipo no estuvo bien “en ninguna línea”, aunque resaltó que este resultado los “compromete más” con el objetivo del equipo: ascender a Primera División esta temporada.

Compartir: 

Twitter
 

Los jugadores de Brown de Adrogué festejan el triunfo ante Independiente en el Libertadores de América.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.