EL PAíS › ENTREVISTA AL SENADOR Y LIDER DE PROYECTO SUR, FERNANDO “PINO” SOLANAS

“Necesitamos un nuevo pacto”

El titular de Unen cuestiona a las cúpulas de la UCR y el socialismo, asegura que las candidaturas deben resolverse en las primarias y que hay que convocar a toda la ciudadanía para realizar un nuevo pacto “fundacional”.

 Por Miguel Jorquera

Fernando “Pino” Solanas se plantó frente al acuerdo multipartidario que fijaron la UCR, el PS, el resto del FAP y la CC en busca de una alianza electoral de centroizquierda para las presidenciales de 2015, y en respuesta motorizó su propio encuentro con Julio Cobos. En diálogo con Página/12, el flamante senador y presidente del porteño Unen afirmó que el frente tiene que ser “muy amplio” y “no solo un acuerdo de cúpulas partidarias” ni “dejar afuera a tres de los referentes nacionales del espacio con más votos”. Una lista en la que se incluye junto a Elisa Carrió y Cobos. Solanas insiste en que “es necesario generar un nuevo pacto fundacional” de la república y que este no es el momento de discutir candidaturas que “deben resolverse en las PASO”, aunque se anotó en la carrera de los “presidenciables”.

–Distintas fuerzas de centroizquierda buscan armar una alianza electoral para 2015, ¿cómo debe estructurarse ese frente?

–Es necesario conformar un gran espacio y para eso hay que sentar ciertas reglas de juego. En el llamado espacio de centroizquierda o progresista, las fuerzas que están ahí pueden ir separadas o juntas. Separadas es una suerte de suicidio político. Todas juntas tampoco llega a conformar la fuerza capaz de ser gobierno y de realizar las reformas que deben hacerse.

–¿Qué faltaría, entonces?

–Mucho número. Nosotros planteamos que eso no se resuelve con un acuerdo de cúpulas de partidos sino con una convocatoria que debe dirigirse, antes que todo, no al sector progresista, que va de suyo que apoya, sino a todos los ciudadanos de todas las pertenencias. ¿O están atados a cada espacio político? Eso es un macanazo, el electorado fluctúa. Cristina tuvo un 54 por ciento y dos años después bajó 20 puntos, a dónde fueron a parar. Por eso tiene que ser amplio y sin exclusiones.

–Binner y Sanz afirman que este espacio debe construirse con la institucionalidad que aportan los partidos...

–No niego la existencia de los partidos, porque de acuerdo a la Constitución, la ley y las reglas de la república se canaliza el voto a través de los partidos políticos. Pero no puede pasar solo por ahí la construcción de un grandísimo frente. Hay que volver a seducir al electorado a través de un conjunto de ideas y proyectos para volver a construir una gran mayoría. Los problemas del país no se resuelven durante un solo gobierno en cuatro años. Para reconstruir la soberanía energética o los ferrocarriles por lo menos hablemos de dos gobiernos.

–La experiencia argentina muestra, en especial los sectores económicos concentrados, que cada uno defiende sus propios intereses...

–Es por eso que lo que hay que discutir es lo que queremos antes que un frente electoral. Un tema en el que pueden participar todos: los industriales, el campo, lo sindicatos y todos los actores sociales como los partidos políticos. Necesitamos un nuevo pacto fundacional, con una convocatoria muy amplia, respetuosa y generosa.

–¿Cómo se hace?

–Estos años son impotantísimos. El nuevo ciclo no puede ser a caballo de la mentira, la demogogia y que no se hable de nada. Es la ocasión de construir una gran mayoría. Por eso no se puede construir solamente desde la cúpulas partidarias, diciendo ahora vienen los buenos o la tontería de pretender construir un frente antiperonista, es un anacronismo. En todo caso pongamos antijusticialista, porque en nombre de Perón y Evita se puso en marcha el proyecto de Alsogaray y todos los que vinieron después. En todos los espacios hay distintas miradas y concepciones programáticas. Hay que hacer una propuesta para todos, los que votaron al PRO, el kirchnerismo, las distintas propuestas radicales o partidos provinciales.

–¿La alianza electoral con Carrió y el encuentro con Cobos van en ese sentido? Muchos, incluso los propios, no se imaginaron nunca que usted haya compartido propuestas con quienes había confrontado tanto.

–Nosotros no hemos cambiado ni un ápice nuestras posturas programáticas.

–¿Qué lo acerca a Cobos, entonces?

–Son movimientos políticos. Acá hubo un mensaje político expreso, porque esto se produce a quince días del encuentro de Rosario, que aparentó ser el encuentro del progresismo único y excluyente, que provocó que los dos nos comunicáramos al día siguiente porque figurábamos como enterados de todo y tomamos conocimiento por los diarios y ni siquiera habíamos sido invitados. Hay que acabar con este tipo de infantiladas.

–¿Quiere un debate de igual a igual con el resto de los partidos?

–Soy un referente nacional. Los votos que tuvo Binner en 2011, buena parte fueron votos míos. En cualquier provincia mi grado de conocimiento es muy grande y el de Elisa Carrió ni hablar. No se puede hablar de un acuerdo de cúpulas y que los tres referentes con más votos que tiene la Argentina estén afuera.

–¿Este espacio tiene que dirimir sus candidaturas en las PASO?

–Hoy no es momento de discutir candidaturas. Lo que surgió claramente de la reunión con Cobos es que la experiencia de Unen es imprescindible: todos dirimimos nuestra idea de protagonizar en internas abiertas y obligatorias. ¿Quién puede ir separado, si este espacio con todos juntos no llega al 25 por ciento? ¿Cómo gobernás la Argentina?

Compartir: 

Twitter
 

Fernando “Pino” Solanas, senador nacional por la minoría en la ciudad de Buenos Aires.
Imagen: Leandro Teysseire
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.