00:07 › SESIóN SIMBóLICA

Desde el Congreso, contra la discriminación por orientación sexual

Sentados en las bancas de la Legislatura porteña, representantes de organizaciones sociales de gays y lesbianas denunciaron la desigualdad de derechos ante la ley" que registra la comunidad homosexual en Argentina, debatieron durante más de seis horas sobre estrategias de lucha contra la discriminación y exhortaron a los diputados nacionales a avanzar en la discusión del proyecto de matrimonio entre personas del mismo sexo.

La sesión formó parte de las acciones que la comunidad homosexual argentina llevó a cabo en el marco de una sesión simbólica con motivo del Día de Lucha Contra la Discriminación por Orientación Sexual, y fue organizada y presidida por las diputadas Diana Maffía y Gabriela Alegre, que presiden las comisiones de la Mujer y de Derechos Humanos, respectivamente.

Entre los argumentos que circularon en la jornada, los participantes oyeron a César Cigliutti, miembro y fundador de la Comunidad Homosexual Argentina, que resaltó que tienen "la razón para exigir los derechos" que reclaman en la actualidad, en referencia a la actual discusión parlamentaria sobre la ley de Matrimonio Gay, que ya cuenta con media sanción de la Cámara Baja nacional. "No hay ningún partido político que pueda sostener la vergüenza de la desigualdad actual de las personas ante la ley", apuntó.

El debate en torno a la unión entre personas del mismo sexo llega mañana a la Comisión de Legislación General del Senado y fue el punto sobre el que hizo hincapié la referente de la Federación de Lesbianas, Gays, bisexuales y Transexuales, María Rachid, cuando tuvo oportunidad de argumentar frente a sus compañeros de lucha: "El tema del matrimonio no es nuestro objetivo final, pero es una herramienta eficaz para alcanzar la igualdad jurídica, fundamental para conseguir la igualdad social", consideró.

En tanto, destacó que "la media sanción en Diputados ya está generando cambios culturales. No solo se trata de los derechos civiles, sino de derechos humanos. La igualdad de trato y de oportunidades no se podrá lograr la igualdad social".

Por su parte, Flavio Rapisardi, del Instituto Nacional contra la Discriminación, aludió a los últimos anuncios del Poder Ejecutivo porteño de endurecer las penas del Código Contravencional y afirmó que "el problema no son los trapitos, el problema es la pobreza. El problema no son las y los travestis, sino la discriminación que siguen sufriendo. Por eso, apelo a que esta Legislatura derogue el Código de Faltas".

Compartir: 

Twitter
 

 
ULTIMAS NOTICIAS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.