14:18 › EL CAMINO DE LA PALABRA

Cuba, Venezuela, Chile y Noruega serían los garantes del proceso de paz en Colombia

El documento firmado entre el gobierno colombiano y las FARC establece como prioridad dar "fin al conflicto como condición esencial para la construcción de una paz estable y duradera" y designa como sede permanente de las conversaciones a La Habana, Cuba. La información la reveló Francisco Santos, periodista opositor y primo del mandatario Juan Manuel Santos, en su programa radial de la cadena RCN.

El documento, de cuatro folios y seis puntos generales, establece pautas para que los delegados colombianos y la guerrilla desarrollen un "Acuerdo general para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera".

El texto desglosa los seis puntos de la agenda que habrían elaborado ambas partes para "iniciar conversaciones directas e ininterrumpidas" con el fin de finalizar el conflicto después de medio siglo de violencia.

El tercer punto de la agenda, titulado "Fin del conflicto", contempla abordar un "cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo" y una "dejación de las armas", en consonancia con el reclamo de distintas organizaciones sociales, como así también exoficiales de las Fuerzas Armadas y la oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de Naciones Unidas, quienes señalaron la necesidad de establecer una tregua mientras duren las actuales negociaciones, cosa que no se cumplió durante las últimas conversaciones de paz entre el gobierno y las FARC, que se desarrollaron durante cuatro años hasta su fracaso en 2002. El mismo capítulo establece que el gobierno "coordinará la revisión de la situación" de los procesados o condenados por pertenecer o colaborar con las FARC.

Sin embargo, como la disputa acerca de la posesión y el uso de la tierra en el empobrecido campo colombiano es un asunto históricamente neurálgico para las FARC, una organización de origen campesino, el primer tema que se pondría sobre la mesa es "la política de desarrollo agrario integral".

Los otros puntos a tratar, en un orden todavía no determinado, incluirían los derechos y garantías de seguridad para la participación política "de los nuevos movimientos" que surjan tras el acuerdo; la solución "al problema de las drogas" mediante la sustitución de cultivos ilícitos; el resarcimiento de las víctimas, y la verificación de los pactos bajo acompañamiento internacional.

Los diálogos tendrán el apoyo de los cuatro países mencionados, pero "de acuerdo con las necesidades del proceso se pondrá de común acuerdo invitar a otros países". "Las conversaciones se darán bajo el principio de que nada está acordado hasta que todo esté acordado", recalca el documento.

La filtración se produjo mientras Colombia sigue a la espera de que el presidente Santos ofrezca próximamente más detalles sobre las "conversaciones exploratorias" con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que confirmó el lunes en un escueto mensaje a la Nación.

Por el momento no ha habido reacción del gobierno sobre el documento difundido por Francisco Santos, quien fue vicepresidente durante el gobierno de Álvaro Uribe (2002-2010) y concuerda con las críticas de éste a su sucesor.

Compartir: 

Twitter
 

Las conversaciones se darán bajo el principio de que nada está acordado hasta que todo esté acordado.
 
ULTIMAS NOTICIAS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared