EL PAíS › DENUNCIA DEL GRUPO CLARIN

El papel de Moreno

Mientras desde el Gobierno no hubo respuesta política a la denuncia penal que hizo el grupo Clarín contra el secretario de Comercio, Guillermo Moreno, a quien acusó de “abuso de autoridad e intimidación” por una intervención suya en una reunión de representantes del Estado en la empresa Papel Prensa, varios dirigentes de la oposición salieron ayer a pedir la renuncia del polémico funcionario.

De acuerdo con la denuncia de Clarín, principal accionista de Papel Prensa –empresa proveedora de papel para diarios de la que también forman parte La Nación y el Estado–, Moreno el 14 de septiembre citó a sus oficinas a los directores estatales de la empresa y le dijo que había en carpeta un decreto de necesidad y urgencia para intervenirla o la opción de hacer que bajen su acciones para una venta conveniente o la expropiación.

Según la versión de los hecho que publicaron el diario Clarín y su socio La Nación, Moreno amenazó a los funcionarios para que no divulgaran lo hablado en esa reunión. “Como ustedes habrán visto, afuera están mis muchachos, expertos en partirle la columna y hacerle saltar los ojos a quien hable”, fue la frase amenazante atribuida a Moreno.

Quien reveló lo dicho por Moreno en ese encuentro –de acuerdo siempre a Clarín y La Nación– fue Carlos Collasso, uno de los representantes del Estado en Papel Prensa. El 30 de septiembre –16 días después– Collasso dejó constancia de los dichos que le atribuyó a Moreno ante un escribano público. También contó lo ocurrido en el Consejo de Vigilancia de Papel Prensa. Fue allí que intervino Jorge Rendo, director de relaciones externas del grupo Clarín y vicepresidente de Papel Prensa, quien por orden de sus superiores en el diario hizo la denuncia ante el juez federal Octavio Aráoz de Lamadrid. El juez citó a Collasso como testigo, quien el miércoles pasado habría ratificado lo que dijo ante escribano.

Según publicaron ayer Clarín y La Nación, Collasso contó que en esa reunión del 14 de septiembre estaban también la ex directora del Indec Beatriz Paglieri, quien asumirá una de las representaciones del Estado en la empresa a partir del 27 de octubre. De acuerdo con la misma versión Moreno les dijo al resto de los representantes estatales en Papel Prensa que quedarían bajo las órdenes de Paglieri. Collasso cuenta que replicó que Paglieri aún no había asumido y que Moreno le contestó: “Con ley o sin ley, la que manda es Paglieri por expresas instrucciones de la señora Presidenta”.

Collaso también habría señalado que fueron testigos en esa reunión el director de Papel Prensa Carlos Mauricio Mazzón, los síndicos Carlos Vidal y Alejandro Turri y el subsecretario de Servicios Financieros del Ministerio de Economía, Juan Manuel Prada.

En su denuncia, Clarín sostiene: “Estamos en presencia de un nuevo acto intimidatorio y de presión por parte del Poder Ejecutivo Nacional que tiene por objeto dañar al grupo Clarín”.

Ayer en el Gobierno nadie quiso hablar del tema, ni aun los muchos funcionarios que por lo bajo sostienen que Moreno le hace muy mal al Gobierno y que debería haber renunciado hace mucho tiempo. “La que recibe todos los golpes por lo que hace Moreno es la Presidenta y encima él, cada cosa que hace, dice que lo hace por orden de ella”, se lamentaba un alto funcionario.

Pero quienes sí salieron a pedir de viva voz que se vaya Moreno fueron dirigentes de casi todos el arco de la oposición. Una de ella fue Hilda “Chiche” Duhalde. “Si eso es así, hay que pedirle la renuncia. El Gobierno lo tiene que alejar, pero no les pide la renuncia a las personas que le son más útiles”, afirmó la senadora del peronismo disidente.

El jefe del bloque de la UCR en Diputados, Oscar Aguad, sostuvo que las metodologías de Moreno “son cuasi mafiosas” y dijo que “la Presidenta es su cómplice”. También la diputada de la Coalición Cívica dijo que lo que hizo Moreno “es una clara extorsión, un claro apriete mafioso, para decirlo de una manera simple”. Y acto seguido pidió que se vaya. “Lo primero que tiene que hacer es renunciar, tiene que irse. No puede haber un funcionario que apriete a la gente de esta manera, que amenace”, sostuvo. Por su parte, el diputado electo Felipe Solá afirmó que “Moreno hace de payaso gratis para tapar otros temas; alguien quiere que miremos a Moreno y que no miremos para otro lado, por lo que intuyo que hay algo más grave que quieren ocultar”.

“La violencia y prepotencia con la que se maneja este Gobierno alcanzaron niveles inauditos. Moreno es insostenible. Ningún presidente que se diga democrático puede aceptar que un funcionario suyo realice amenazas”, sostuvo el diputado de PRO Esteban Bullrich. Su jefe de bancada, Federico Pinedo fue más allá de las declaraciones: presentó un pedido de juicio político para el ministro de Economía, Amado Boudou, superior jerárquico de Moreno.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.