SOCIEDAD › PIDEN PROCESAR POR TRATA A UNA PAREJA QUE VIOLABA NIÑAS EN RITUALES

Chicas escapadas del infierno

Tres chicas de entre 13 y 4 años escaparon de una casa en la que, denunciaron, eran obligadas a mantener relaciones sexuales con adultos durante presuntos rituales umbanda. La Justicia procesó por trata sólo a una de las personas que las retenían.

En Lomas de Zamora, el Ministerio Público Fiscal solicitó que la Justicia procese a dos personas por trata de personas agravada, por haber cooptado a al menos tres niñas menores de edad y a la madre de dos de ellas para, luego, obligarlas a mantener relaciones sexuales con adultos durante presuntos rituales umbanda. En julio del año pasado, tras escapar del lugar visiblemente golpeadas y víctimas de malos tratos prolongados, tres niñas de entre 13 y 4 años refirieron los padecimientos padecidos, lo que inició la causa en la que, ahora, la Justicia sólo imputó por trata a G.A.L., dueña de la casa donde las chicas fueron sometidas, pero no a J.A.R., a quien otros testimonios sindican como cómplice de la mujer. En colaboración con la Dirección de Orientación, Acompañamiento y Protección a Víctimas (Dovic), la Procuraduría de Trata y Explotación de Personas (Protex) y el Programa de Género de la Procuración General de la Nación, el fiscal federal de Lomas, Leonel Gómez Barbella, solicitó que el procesamiento por trata agravada se extienda a ambos adultos.

El 20 de julio del año pasado, una vecina de Monte Chingolo llamó al 911 para denunciar que tres niñas habían golpeado a su puerta y hacían una denuncia gravísima. J.L.S. y A.A.P., de 13 años, y J.R.P., de 4 –y hermana de una de las otras chicas–, habían escapado de una casa donde “habrían sido agredidas físicamente por la persona que las cuidaba”. Las chicas “se encontraban visiblemente golpeadas y manifestaban que G. las maltrataba, no les daba de comer ni las dejaba bañarse”. Poco después, la Justicia dio con las madres de las niñas y con vecinos que testimoniaron sobre los movimientos de la casa de la que habían huido. Silvia, madre de una de las niñas de 13 y de la 4 años, contó que había llegado con sus hijas a casa de G.A.L. huyendo de su propia casa, donde era víctima de violencia por parte de su marido. Con el correr de las semanas, Silvia advirtió que su anfitriona profesaba “la religión umbanda”, tras lo cual G.A.L. “la obligó a participar de los rituales, para lo cual la amenazaba diciéndole que si no lo hacía mataría a sus hijas, al tiempo que le retuvo la documentación para evitar que escapara”. “Luego la obligó a mantener relaciones sexuales con cinco hombres desconocidos frente a sus hijas y en el marco de los rituales religiosos indicados (sin que haya podido saber si hubo intercambio de dinero), para lo cual la maniataron, mientras amenazaban a las niñas.” Silvia también fue golpeada. En otra ocasión, ante ella, su hija mayor fue obligada a tener relaciones con otros adultos llegados al lugar. Ella y sus hijas fueron encerradas, bajo llave, en distintas habitaciones; semanas después, logró huir; a los dos meses volvió a buscar a sus hijas, pero G.A.L. “se negó amenazándola con un cuchillo”.

Los meses siguientes, las dos niñas más grandes continuaron sufriendo violaciones, quemaduras, golpes por parte de G.A.L. y un hombre, J.A.R., quien también vivía en el lugar y abusaba de ellas. La menor no habría sufrido agresiones sexuales, pero sí maltratos. Las tres, por otra parte, eran alimentadas escasa y malamente; vivían en condiciones de higiene precarias. Las niñas sólo podían salir de la casa cuando eran enviadas a hacer compras. En un descuido de sus captores, lograron escapar. En las actuaciones judiciales, de momento, el hombre no está acusado por trata.

En su apelación por los procesamientos, el fiscal federal solicitó que esa imputación también le sea aplicada a J.A.R. El expediente, por otra parte, no da cuenta de dónde o cómo se encuentran las niñas ahora.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.