SOCIEDAD › DOCUMENTOS DE LAS TABACALERAS REVELAN EL PAPEL DE GRONDONA EN ESA INDUSTRIA

El conferencista del tabaco

Una revista científica reveló que en documentos secretos de las tabacaleras figura la contratación del periodista argentino para un workshop sobre cómo mejorar su marketing.

 Por Mariana Carbajal

El periodista Mariano Grondona recomendó a las transnacionales del tabaco, para mejorar sus ventas, crear un mensaje publicitario basado en el lema “fumar moderadamente es bueno”. Lo hizo durante un workshop organizado por la industria en Estados Unidos a mediados de la década del ochenta, pero el dato fue revelado recién ahora en un artículo sobre la epidemia del tabaquismo en la Argentina, publicado por la revista científica Prevention and Control, de la Federación Mundial del Corazón. El texto completo de la curiosa conferencia que dio Grondona fue encontrado entre los documentos secretos que las grandes tabacaleras tuvieron que depositar en una base de datos de acceso público de la Universidad de California, obligadas por la Justicia de EE.UU. Consultado por Página/12, el periodista dijo que sigue convencido de que si no se fuma en exceso no hay peligro para la salud, reconoció que dio aquella disertación, pero aseguró: “Yo nunca trabajé para la industria”.

La estrategia de marketing sugerida por Grondona a las compañías transnacionales fue modificar su discurso publicitario y asociar el “fumar moderadamente” con actividades placenteras. “Ustedes pueden elegir diferente tipos de actividades, como hacer gimnasia, y fumar moderadamente. Fumar sabiamente. Porque fumar moderadamente no tiene ningún efecto adverso en el bienestar físico y tiene buenos efectos en el bienestar psicológico”, recomendó el periodista durante la conferencia “La industria tabacalera va a necesitar cambiar su mensaje”, que dio en un workshop organizado por las empresas en Estados Unidos en 1985, cuando Grondona era el columnista político “estrella” del programa de TV Tiempo Nuevo, conducido por Bernardo Neustadt. Eran tiempos en que los dos periodistas figuraban entre los más influyentes en el país.

Este aporte de Grondona a las tabacaleras recién se conoció ahora, a través de un artículo científico de los médicos Raúl Mejía y Eliseo Pérez-Stable, miembros de un equipo de investigación sobre control del tabaco de la Universidad de California, en San Francisco. Mejía es jefe del Programa de Medicina Interna General del Hospital de Clínicas, de la UBA. Pérez Stable encabeza la División de Medicina Interna General, del Departamento de Medicina de la Universidad de California. El artículo de Prevention and Control da un panorama general de la “epidemia de tabaquismo” en la Argentina y menciona, entre otros aspectos, cómo la industria del tabaco apeló en el país a líderes de opinión para hacer “publicidad indirecta” del cigarrillo. Es en ese punto donde se menciona al conductor televisivo. No sólo por sus sugerencias de marketing de aquella conferencia, sino por su costumbre de finalizar las emisiones de su programa Hora Clave (Canal 9) –hasta diciembre de 2004– “fumando un cigarro”. “No sabemos si le han pagado a Grondona por cerrar su programa fumando un habano, pero el gesto es llamativo. Entre la documentación secreta de las tabacaleras hay documentos que confirman que las empresas han pagado a líderes de opinión o actores para fumar en público”, comentó a Página/12 Mejía y contó el caso del actor Sylvester Stallone, que aceptó fumar la marca de cigarrillos Brown & Williamson en cinco películas a cambio de un pago de 500 mil dólares. La investigación de Mejía y Pérez-Stable fue financiada por el Instituto Nacional de Salud del gobierno de Estados Unidos.

Consultado por este diario, Grondona dijo que la idea de terminar el programa disfrutando de un cigarro fue de un productor suyo, en una sección que llamaron “tercer tiempo” y consistía en comentar temas más distendidamente con los columnistas. “Pero no duró más que un par de meses porque la idea no me convenció y la suspendí. Nadie me pagó por eso. He tenido (tabacaleras de) avisadores, pero yo nunca trabajé para la industria”, aseguró. Con respecto a la conferencia donde sugirió a los fabricantes de cigarrillos cambiar su mensaje publicitario, el periodista dijo: “Me dedico a dar conferencias para distintas empresas. Menos las que doy a entidades de bien público, el resto las cobro. Yo les di mi opinión y sigue siendo la misma. Creo que se han equivocado al promover la venta de cigarrillos con esa tarjetita que dice fumar es malo para la salud. Ellos me han explicado que es una advertencia con el objetivo de evitar la litigación. Hasta que empecé a fumar cigarros hace veinte años, fumaba cuatro cigarrillos por día. Y no creo que me hayan hecho mal. La idea es la moderación. Este se ha vuelto un país fundamentalista en materia de tabaco. Yo fumo un cigarro por día y a mí no me ha hecho daño. Creo que la idea de fumar moderadamente, como con la cerveza, le vendría bien por lo pronto al usuario”.

Aquella disertación sobre marketing no fue la única que Grondona preparó para la industria tabacalera. Varios años después, en 1996, dio otra conferencia, esta vez a periodistas de toda Latinoamérica, en el marco del Proyecto Latino, ese plan secreto impulsado a partir de 1991 por Philip Morris y la British American Tobacco –y que se descubrió una década después– para enfrentar en el continente leyes restrictivas y corrientes de opinión que denunciaban los efectos nocivos del tabaco sobre los fumadores pasivos. Grondona viajó a Miami y defendió en un seminario para periodistas de distintos países, entre ellos argentinos, el derecho individual a fumar. En el marco de ese viaje, las tabacaleras invitaron a Grondona a presenciar la final de fútbol entre la Selección Nacional y la de Nigeria de los Juegos Olímpicos que se disputaron ese año en Atlanta. En su conferencia, Grondona comentó su malestar porque durante el partido, en el estadio, había prendido un cigarrillo y otro espectador lo había increpado por ello.

Compartir: 

Twitter
 

Imagen: Daniel Jayo
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.