SOCIEDAD › EL GOBERNADOR BONFATTI ANUNCIO SUBSIDIOS Y CREDITOS PARA DAMNIFICADOS

“No quedarán desprotegidos”

El gobierno provincial y el municipio de Rosario darán subsidios para alquilar y comprar muebles a los residentes de los edificios afectados por la explosión. Desde hoy, podrán entrar en sus casas para recuperar pertenencias.

 Por Luis Bastús

Desde Rosario

El gobierno provincial declaró en estado de emergencia la cuadra de Salta al 2100, epicentro de la catástrofe desatada el martes, y en conjunto con la Municipalidad de Rosario dispuso una ayuda económica para los damnificados y la reparación de los edificios dañados por la explosión. “La mayor preocupación ahora es encontrar a las personas ausentes, que hasta ahora son 11”, dijo el gobernador Antonio Bonfatti. Más tarde identificaron a una fallecida más. “Acompañamos a los deudos y a los heridos –añadió–, y el mensaje del Estado en sus tres niveles es que no estarán solos, garantizo que no dejaremos desprotegidas a estas familias”, afirmó ayer en la conferencia de prensa, junto a la intendenta local, Mónica Fein, para anunciar los subsidios y explicar los alcances de los créditos blandos disponibles desde el Banco Municipal. A los residentes en la cuadra de la tragedia se les permitirá desde hoy acceder a lo que quedó de sus viviendas para recuperar “pertenencias ligeras”, es decir documentación, valores, objetos de valor afectivo, pero no los muebles y artefactos.

Bonfatti dijo que a partir de la recorrida que técnicos municipales hicieron ayer por calle Salta, entre bulevar Oroño y Balcarce, “se tomó una dimensión que ayer (por el miércoles) no se tenía. Entonces determinamos que esa cuadra sea declarada por decreto en estado de emergencia, y no se podrá volver a residir allí durante un tiempo que determinarán las medidas de seguridad necesarias”.

En su anuncio, el gobernador se refirió a los “residentes” en esa área, sin distinguir entre inquilinos y propietarios, porque el resarcimiento inmobiliario a los dueños será la pelea de fondo a mediano plazo y según evolucione la investigación judicial que determine las responsabilidades civiles. “Habiendo de por medio cuestiones legales y de seguros, tomaremos un tiempo prudente para evaluar y decidir acciones futuras y respuestas que estamos dispuestos a otorgar desde el Estado, si tenemos que demoler”, aclaró Bonfatti.

Mientras tanto, la respuesta que resolvieron la provincia y el municipio apunta a lo inmediato. A quienes vivían en Salta 2141, el edificio siniestrado, se les otorgará un subsidio de 50.000 pesos para la compra de muebles y enseres y otro subsidio de 20.000 pesos para que puedan alquilar otra vivienda en lo inmediato y durante el proceso de normalización que encarará el Estado. Además, la provincia se hará cargo de la demolición de las dos torres que quedaron en pie y que componían el complejo de 63 departamentos, y también de “algún edificio colindante cuya situación amerite también la orden de demoler”.

Para el resto de los residentes de las 204 propiedades relevadas de Salta al 2100, se brindará el mismo subsidio de 20.000 pesos para que alquilen mientras el Estado se encarga de la reparación de los edificios, y un crédito del Banco Municipal de hasta 50.000 pesos, a 60 meses de plazo y al 5 por ciento de interés anual, para adquirir muebles y demás artículos del hogar.

La intendenta Fein agregó que estos vecinos podrán desde hoy a las 8 ingresar a lo que quedó de sus departamentos, casas y comercios para retirar las pertenencias que consideren pertinentes, menos muebles o artefactos mayores, y lo harán acompañados por personal de la Dirección de Protección Civil.

Bonfatti reparó en que también los daños en los espacios comunes de cada torre son totales y eso también requiere remoción y limpieza: escaleras, ascensores y aberturas que quedaron inutilizables en los edificios más cercanos al estallido. Por eso, tanto la provincia como el municipio contratarán un servicio de volquetes y limpieza con personal especial. “No queremos que los particulares hagan limpieza, los equipos contratados se encargarán de eso pero ingresarán en los domicilios acompañados por los residentes. No habrá ingreso sin su presencia”, aclaró el gobernador. Y remarcó que “el Estado provincial se hace cargo de la reparación material de los daños de los edificios lindantes con calle Salta, incluso los que tienen ingreso por Balcarce pero que son frentistas de Salta por su lateral”.

Los residentes podrán acceder a los subsidios y a los créditos desde el lunes. Para el caso de quienes no puedan demostrar tal condición, las autoridades se servirán de datos de las compañías de servicios que los confirmen como habitantes de la cuadra trágica. Para quienes en este momento no puedan demostrar ingresos para tomar los préstamos disponibles, requisito del Banco Central, la idea es que firmen una declaración jurada para chequear sus datos en el sistema financiero.

Compartir: 

Twitter
 

Bonfatti y Fein explicaron el alcance de los subsidios y créditos para los afectados.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.